Lunes, 21.10.2019 - 02:56 h
Lo peor sería una salida abrupta

Borrell se opone a otro referédum sobre el Brexit porque generaría más dudas

El ministro de Exteriores entiende que volver a las urnas, como pide Corbyn, no sería la mejor solución y apuesta por lograr un acuerdo previo.

Borrell se opone al nuevo referéndum sobre el Brexit
Borrell se opone al nuevo referéndum sobre el Brexit que propone Corbyn. / Efe

El ministro de Asuntos Exteriores, Josep Borrell, ha mostrado esta mañana su reticencia a volver a sacar las urnas en Reino Unido, como pretende el líder laborista Jeremy Corbyn. "Lo de los referéndums, después de lo que ha pasado en Reino Unido, ha quedado relativizado como forma de tomar decisiones", ha señalado en una entrevista.

Borrell entiende que la petición del líder de la oposición, Jeremy Corbyn, es una respuesta a la situación crítica a la que se enfrenta su partido. "Como el señor Corbyn veía que el partido laborista se estaba desintegrando (…) ha hecho esa propuesta", ha señalado Borrell. El ministro también ha recordado la derrota que sufrió Corbyn este miércoles en su última propuesta de asegurar el mantenimiento de Reino Unido en una unión aduanera con los Veintisiete.

El ministro de Exteriores confía en que la salida de Reino Unido de la Unión Europea se lleve a cabo mediante un pacto previo. "No me puedo creer que seamos incapaces de llegar a un acuerdo", ha añadido Borrell, quien ha reiterado la gravedad que supondría un Brexit abrupto.

La premier británica, que abrió este martes la posibilidad de posponer la salida, se encuentra ahora en Bruselas negociando de nuevo el documento "con relativa opacidad", ha matizado Borrell. Se espera que el acuerdo recoja nuevas concesiones por parte de Theresa May después de que el presidente francés, Emmanuel Macron, y la canciller alemana, Angela Merkel, advirtieran este miércoles que antes de renegociar el acuerdo o aplazar el Brexit, Reino Unido tendrá que plantear "nuevas propuestas".

La próxima prueba de la líder británica será, previsiblemente, el 12 de marzo, cuando el parlamento votará el nuevo acuerdo que se está ahora negociando. "Si el documento es rechazado, como me temo", ha dicho Borrell, el día 13 de ese mes la Cámara de los Comunes votará si quieren o no una salida del bloque sin acuerdo. Por último, si los parlamentarios rechazan un Brexit no pactado con la Unión, al día siguiente – el 14 de marzo – Theresa May planteará el aplazamiento de la salida de Reino Unido de la Unión Europea.

Ahora en Portada 

Comentarios