Jueves, 28.05.2020 - 20:48 h
Declara por la caída del Popular

Reyes Calderón, ante el juez: "Aprobé las cuentas porque reflejaban la imagen fiel"

La expresidenta de la Comisión de Nombramientos respalda los balances de la etapa de Ron pero descarta cualquier maniobra para echarle.

Reyes Calderón se adentra en la mente de un criminal en una nueva novela
Calderón calificó de "novela" el presunto plan para acabar con la presidencia de Ron. 

La declaración de la exconsejera del Banco Popular Reyes Calderón en la causa penal por la caída de la entidad puso de manifiesto la existencia de dos versiones encontradas sobre los pormenores de la salida del entonces presidente Ángel Ron. Como era de esperar, la que fuera presidenta de la Comisión de Nombramientos negó por activa y por pasiva la existencia de cualquier plan que implicara poner el banco en manos del inversor mexicano Antonio del Valle pero no solo se pronunció sobre este capítulo final de la vida del banco sino que también arrojó luz sobre las cuentas de 2016 asegurando que las respaldó porque "reflejaban la imagen fiel de la entidad", según fuentes jurídicas consultadas por este diario. 

De este modo, Calderón respaldó los estados financieros del mismo año en que se aprobó la ampliación de capital de 2.505 millones de euros que investiga la Audiencia Nacional, la cual contó con un folleto informativo "demasiado optimista" de acuerdo con las conclusiones del Banco de España. El peritaje de los expertos estudió este asunto concreto pero también recogió el episodio relativo al relevo de Ron en la presidencia de la entidad antes de que ésta acabara resuelta por la JUR y en manos del Santander. En todo este asunto tuvo especial protagonismo Calderón no solo por su papel como presidenta de la Comisión de Nombramientos sino porque era una de las consejeras contrarias a que Ron continuara al frente del Popular. 

Sobre este capítulo fue preguntada principalmente Calderón, teniendo en cuenta que los investigadores buscan saber si la tesis de Ángel Ron es cierta y se pudo haber cometido presunta manipulación de mercado con la difusión de información falsa que provocó la caída del valor de la entidad. Con todo, Calderón explicó que hubo un total de siete consejeros partidarios del relevo en la presidencia, en referencia a José María Arias Vicente Tardío, Helena Revoredo, José Ramón Estévez, François Martín, Jaime Ruiz y ella misma. No obstante, descartó de plano liderar una trama que tuviera como fin aupar a la presidencia a Del Valle. Al respecto, la también escritora dijo que esa teoría era propia de una "novela".

El artículo 25

Las fuentes consultadas explican que la consejera independiente, cuya defensa ejerce el prestigioso abogado Ignacio Ayala, apeló en reiteradas ocasiones al artículo 25 del reglamento interno del Consejo de Administración del Banco Popular para reivindicar su potestad ante las críticas que apuntan que no contó con el respaldo del Consejo de Administración en aras a sacar adelante el proceso de sucesión. Este artículo determina que el presidente de la comisión de nombramientos puede adoptar acuerdos por escrito y sin reunión física, siempre que ninguno de sus miembros se oponga.

La polémica sobre este asunto determinado se avivó después de que el propio Ron aportara en sede judicial un correo electrónico del 25 de noviembre de 2016 el que fuera representante de la Sindicatura de Acccionistas de Popular, José Mateu. La comunicación, a la que tuvo acceso este diario, iba dirigida a una serie de destinatarios, entre ellos Reyes Calderón, y advertía de las consecuencias jurídicas de las decisiones tomadas de manera unilateral. Es más, Mateu le expuso que sustraer al Consejo de este tipo de debate "imponiendo al presidente" era "inaceptable".

Ron, al corriente de todo

Sobre estos episodios que vivió el banco desde finales de febrero hasta que se formalizó el aterrizaje de Saracho se pronunció Calderón quien insistió que Ángel Ron estuvo al corriente de todo y que el proceso estuvo pactado y consensuado. Así se refleja en parte del peritaje del Banco de España que recoge un acta del Consejo del 23 de noviembre según el cual Calderón "manifestó expresamente" que se pretendía mantener la independencia del banco. De acuerdo con su declaración en sede judicial, Ron estaba perfectamente enterado del procedimiento, sin embargo, su versión sobre este asunto es bien diferente. 

Ya en ese momento el banquero expuso que el proceso de cambio en la presidencia se produjo de una forma "precipitada" y no solo eso sino que la publicación del hecho relevante donde se comunicaba la entrada de Emilio Saracho se gestionó de una forma "ardua, con oposición de una parte de los consejeros y a altas horas de la madrugada". Ron también tuvo palabras para Calderón asegurando que "tomó decisiones autónomas sin mandato del consejo" poniendo de manifiesto su disconformidad con este proceso de sucesión que ahora alcanza relevancia penal al investigarse en este procedimiento de la Audiencia Nacional. 

Se trata de un asunto que interesa especialmente al magistrado instructor José Luis Calama, y al que le dedica buena parte de los interrogatorios practicados a los exconsejeros que siguen desfilando por sede judicial. De hecho, este mismo martes declararon también José Ramón Estévez y Miguel Ángel Solís mientras que este miércoles están llamados a declarar Ana María Molins y  Jorge Oroviogoicoechea.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING