Lunes, 16.09.2019 - 23:14 h
Ha de ser de nacionalidad española

Calvo avanza que el relator no será un mediador internacional en Cataluña

La vicepresidenta asegura que el Gobierno solo mantendrá estará en la comisión bilateral y el relator estará en una mesa entre partidos catalanes.

Carmen Calvo
Calvo avanza que el relator no será un mediador internacional en Cataluña / EFE

El relator que ordenará los trabajos de la mesa de partidos sobre Cataluña que intentan impulsar el Gobierno y la Generalitat ha de ser de nacionalidad española. Así lo ha avanzado este miércoles la vicepresidenta del Ejecutivo, Carmen Calvo, quien también ha asegurado que no se trata de un mediador internacional, "en absoluto hemos aceptado la petición de Torra de un mediador internacional" ha defendido.

Calvo, durante una entrevista en la Cadena Ser, ha explicado que el Gobierno y la Generalitat acordaron la "forma metodológica de articular el diálogo". Por un lado el Gobierno vehicula el diálogo con el Govern catalán en el plano institucional de la Comisión bilateral Estado-Generalitat prevista en el Estatut. Y, por otra parte, al margen de la institucionalidad, los partidos catalanes se sentarán en una mesa de diálogo donde estará la figura del relator. Ha asegurado que esta figura ni de lejos se puede asimilar con un mediador internacional y ha dejado claro que en esa mesa de partidos no estará presente el Gobierno.

"No hay un mediador, no hay un conflicto internacional, no hay nada que se le parezca a esto. Hay una bilateral institucionalizada y hay una mesa donde se van a sentar los partidos en Cataluña para hablar de Cataluña que utilizará a una persona que pueda ayudar en cómo se convoca y cómo se reúne. Simple y llanamente", ha insistido.

Las declaraciones de Calvo contradicen las de la portavoz y consellera de Presidencia de la Generalitat, Elsa Artadi, quien ha adelantado este miércoles que han propuesto al Gobierno un listado de posibles personas para que coordinen la mesa de diálogo sobre la situación de Catalunya. "Hemos enviado una serie de nombres y estamos esperando respuesta", con propuestas de personas que responden a un perfil internacional que han ejercido esta tarea anteriormente. Sin embargo, la vicepresidenta ha defendido que la elección de esta figura no le corresponde al Gobierno, sino a los partidos que se sienten en la mesa, aunque prefieren que "sea de Cataluña".

En ese sentido, ha explicado que esta figura se encargará de "convocar, poner orden en el debate y recordar de qué se habla" y sobre si ejercerá de portavoz, ha indicado que serán los propios partidos quienes decidan si es la persona adecuada para hablar en su nombre. Para Calvo, esta mesa, al margen del Parlamento, es necesaria para que los partidos lleguen a puntos en común. 

Mientras, el gobierno ocupa su espacio en la comisión bilateral, donde solo "se sientan los dos gobiernos y los dos partidos que los sustentan". Ha asegurado que la comisión ha sido rescatada por su partido después de que "no ha estado funcionando durante 7 años"

La noticia del relator coincidió con la publicación de los 21 puntos que el Govern exigió al Ejecutivo de Sánchez, pero la vicepresienta ha asegurado que, para ellos, "nunca fue objeto de preparación ni de debate". Ha defendido que, "por mucho que Torra quiera jugar a un órdago constante, lo importante es lo que se acuerda y no el ruido de alrededor". 

Pide lealtad a PP y Ciudadanos

La aceptación de la figura del relator por parte del Gobierno ha generado las críticas de PP y Ciudadanos, a quienes Calvo ha pedido que "sean capaces de tener una parte de lealtad y ayuda". La situación en Cataluña, ha dicho, es "excepcional, complejísima y de ayuda por todo" y ha criticado la inacción de los partidos, Ciudadanos "ni siquiera va a las reuniones cuando se les convoca para hablar de Cataluña". "Los partidos políticos tienen la gran obligación de encontrar algunos puntos en común para salir de una situación que lleva más de diez años enquistada", ha indicado. 

Además, ha replicado acusando a estos dos partidos de llevar "años" viviendo de este conflicto, pero sin ayudar a resolverlo. Tras recordar que el PSOE estuvo con el Gobierno del PP cuando hubo que responder con el artículo 155 de la Constitución al quebrantamiento del orden constitucional por parte de los independentistas, Calvo ha subrayado que los socialistas "no tienen nada que demostrar" en relación con su compromiso con la unidad de España.

Preguntada por las consecuencias que tendrá en la continuidad de la Legislatura un eventual rechazo del proyecto de Presupuestos Generales del Estado para este 2019, Calvo ha reconocido que se vería acortada de manera inevitable, como así ha admitido el propio Sánchez al señalar, recuerda la vicepresidenta, cómo explicó que le gustaría tener unas cuentas "para tener un año 2019 entero para ejecutar políticas sociales" y que si no los tenía entonces el tiempo se acortaría.

La entrevista también ha dejado una anécdota, cuando Calvo ha confirmado que tiene un chat nombrado 'Coordinación Barcelona-Madrid' con el vicepresidente aragonés, Pere Aragonés, y la consejera de Presidencia, Elsa Artadi, con quienes acordó establecer este canal de diálogo entre partidos, alternativo a la Comisión bilateral Estado-Generalitat.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios