Domingo, 19.01.2020 - 18:46 h
Robles confirmó al general hasta julio

Sanz Roldán lidera un 'club de espías' en la UE a punto de acabar su etapa en el CNI

La Academia Europea de Inteligencia, un organismo al estilo FBI, se reunirá a finales de este mes en Madrid para decidir los puestos de mando.

Sanz Roldán dice que más que un servicio secreto, el CNI vela por la seguridad de España
Sanz Roldán lidera un 'club de espías' en la UE cuando acaba su mandato en el CNI / LI

La cúpula del Centro Nacional de Inteligencia (CNI) encara unos meses clave. El resultado de las elecciones del 28 de abril marcará el futuro en una organización donde prima la estabilidad. Su secretario de Estado y director, Félix Sanz Roldán, lleva en el cargo desde 2009, siendo el único alto cargo de la administración que ha permanecido en el puesto con tres gobiernos: el de José Luis Rodríguez Zapatero, el de Mariano Rajoy y el breve de Pedro Sánchez. Su mandato expira este verano, precisamente cuando debería producirse la investidura del próximo presidente y en un momento en el que los servicios secretos europeos se han unido para crear una organización comunitaria y avanzar así en cooperación.

Madrid acogerá la segunda reunión de la Academia Europea de Inteligencia, una especie de 'club de espías' que se creó en Francia hace apenas dos semanas a iniciativa del presidente Emmanuel Macron. La cumbre en la capital española es especialmente importante, ya que en ella se decidirá quiénes dirigirán este organismo que será una agencia entre países europeos para intercambiar información y formación. El director del CNI será, por tanto, el anfitrión de este gran evento en el que se dará cita la élite de los servicios de espionaje.

El "colegio", como se ha bautizado entre los agentes de inteligencia al 'Collège du Renseignement en Europe', no será un centro de formación al uso. Tendrá sede fija en París y programará encuentros puntuales para que los profesionales de los servicios de inteligencia se interrelacionen de una manera más fluida a como lo hacen a día de hoy. Lo que busca Macron, en colaboración con los países europeos, es imitar al FBI, el servicio federal de investigación de Estados Unidos que opera en el interior del país.

Fuentes cercanas a los servicios de inteligencia indican que fue Sanz Roldán quien ofreció a sus colegas acoger esta cita que tendrá lugar en cuestión de días y que podría ser uno de sus últimos grandes eventos al frente del CNI. La primera reunión operativa está prevista para septiembre, pero el secretario de Estado director de los servicios secretos españoles acaba mandato en julio, por lo que sería su sucesor (o sucesora) quien continuaría con este proyecto.

Las fuentes consultadas por La Información indican Félix Sanz Roldán, que tiene 74 años, podría capitanear el Colegio de inteligencia europeo. Le avalan su buena relación con los servicios franceses forjada en los últimos años y con la administración Macron (España ha ofrecido colaboración a los galos para identificar a retornados yihadistas), de forma que -siempre según estas fuentes- París, donde estará la sede central del organismo, podría ser su próximo destino. Desde el CNI y desde el Ministerio de Defensa no ofrecen detalles sobre este evento y sobre quién ocupará los puestos de mando de este 'club de espías'.

En esta Academia de Inteligencia Europea se darán cita los principales responsables de los servicios de inteligencia de treinta países europeos (los 28 de la UE además de Suiza y Noruega). España cuenta con presencia tanto del CNI como del Centro de Inteligencia de las Fuerzas Armadas (CIFAS). El de París de principios de mes fue el primer encuentro entre todos ellos, ya que nunca antes se habían dado cita bajo un mismo techo.

El relevo de Sanz Roldán, ¿a partir de julio?

Cuando Margarita Robles tomó posesión de la cartera de Defensa y el CNI volvió a estar bajo dependencia de este Ministerio, una de las primeras decisiones que tomó fue la de confirmar en su cargo al director del Centro Nacional de Inteligencia hasta el final de su mandato. Acaba en tres meses, por lo que el futuro Gobierno deberán abordar el nombramiento del sucesor de Félix Sanz Roldán. La propia Robles ya advirtió que esa decisión se tomaría con "sentido de Estado" y teniendo en cuenta que las fuerzas armadas no son "patrimonio de ningún partido político". 

Moncloa y Defensa ya han abordado en alguna ocasión el relevo en un cargo que se antoja clave en la estructura del Estado. Lo que sí se comenta en el entorno del Gobierno es que si Pedro Sánchez consigue retener La Moncloa procederá a una transición ordenada al frente de los servicios secretos. Y que si es Pablo Casado o Albert Rivera quienes gobiernan harán exactamente lo mismo. 

Desde hace tiempo en el seno del Gobierno se viene comentando que entre los planes del equipo de Sánchez se encuentra el nombrar a una mujer como primera directora del CNI en su historia. Sería un golpe de efecto del Ejecutivo socialista de cara a la opinión pública y encajaría con la estrategia gubernamental de colocar a mujeres en altos puestos de responsabilidad. Hay que recordar que Moncloa ya nombró como jefa de seguridad del presidente y del complejo oficial a una comisaria de Policía, María Marcos.

El CNI cuenta en la actualidad con una secretaria general, Paz Esteban, que ejerce como número dos. Antes de ella ejerció el cargo Beatriz Méndez de Vigo, hermana del que fuera ministro de Educación y portavoz del Gobierno del PP, y Elena Sánchez. Todas ellas fueron subalternas de Sanz Roldán pero nunca una mujer ha ejercido tan alta responsabilidad al frente de los servicios de Inteligencia.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING