Domingo, 23.09.2018 - 18:54 h
Ha estado cortada y desalojada desde las 11.30 de la mañana

Reabren la Gran Vía de Madrid tras el escape de gas que ha cortado el tráfico

Las obras de peatonalización de la calzada han provocado la rotura de una tubería que ha dado lugar a un escape accidental.

Fotografía Gran Vía Madrid
Las obras habrían provocado el corte de tráfico/ José González

La Gran Vía madrileña ha reabierto la circulación tras haber sido cortada al tráfico este miércoles antes de las 11.30 de la mañana por la rotura de una tubería provocada por las obras de peatonalización de la calzada que se están realizando. Esta fractura ha provocado un escape de gas, que se ha localizado a la altura del número 31 de la calle, de ahí que los servicios de emergencias hayan cortado el tráfico antes de que pasara a mayores.

Así, los vehículos no han podido circular en ninguno de los dos sentidos de la Gran Vía durante cerca de dos horas desde la calle Alcalá hasta la Plaza de España. Un camión de bomberos y una ambulancia del Samur acudieron al lugar para ayudar a controlar el incidente, que ya ha sido localizado y taponado, según los efectivos desplazados.

La rapidez con la que se ha detectado el escape ha permitido que no se haya producido ningún incidente y que el Samur no haya tenido que atender a ningún herido. Si bien el olor a gas es fuerte en las inmediaciones, como señalaban algunos ciudadanos que han sido obligados a apearse de los autobuses que circulaban por la famosa calle. 

Oficinas y comercios desalojados

El escape también ha provocado el desalojo de oficinas y comercios que, según los sanitarios del Servicio de Asistencia Municipal de Urgencia y Rescate (Samur-Protección Civil) se ha realizado de manera "preventiva" hasta que se arregle la avería. Han insistido en que "no hay peligro", pero que es mejor desalojar por precaución.

Esta primavera, otro escape de gas obligó a desalojar la aledaña calle Alcalá durante dos horas. En este caso, el incidente se produjo en las obras que se acometen en un aparcamiento subterráneo a la altura del Metro de Sevilla, que también paralizó el servicio entre esta estación y la de Ópera.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios