Domingo, 17.02.2019 - 09:56 h

Cristiano declara que pagó los impuestos que le correspondían e incluso más

El jugador, investigado por delito fiscal, evita explicarse ante los medios y disuelve in extremis una comparecencia pública confirmada a su entrada al juzgado. 

Cristiano relata ante la jueza la línea de defensa marcada por Baker & McKenzie: pagó todo lo que le correspondía y nunca ocultó información al Fisco.

Te interesa leer: Media docena de altos cargos de la Agencia Tributaria dieron luz verde al 'caso Ronaldo'. 

Media docena de altos cargos de la Agencia dieron luz verde al 'caso Ronaldo'

Más de medio centenar de cámaras de televisión, ancladas bajo un sol de justicia, se quedaron enfocando la nada. La nada era, en este caso, un atril con dos pequeños micrófonos, una estructura de iluminación y un sistema de altavoces dispuesto para amplificar el sonido de la que iba a ser comparecencia pública de Cristiano Ronaldo a la salida de su declaración en el Juzgado de Instrucción número 1 de Pozuelo de Alarcón. Acabaron convertidos en un señuelo. 

Lo que tenía que decir el crack portugués se lo dijo sin luz ni taquígrafos, a puerta cerrada, a la jueza titular de ese juzgado, Mercedes Gómez Ferrer, encargada de la instrucción del caso por el que se investiga la posible comisión de cuatro delitos contra la Hacienda Pública por parte del jugador del Real Madrid entre los años 2011 y 2014

El Ministerio Fiscal, instado por la Agencia Tributaria, imputa al jugador la simulación de un contrato de cesión de sus derechos de imagen a una sociedad domiciliada en las Islas Vírgenes con el único propósito de ocultar al Fisco parte de las rentas percibidas por la explotación de su imagen y le atribuye "un incumplimiento voluntario y consciente de sus obligaciones fiscales en España", por lo que le reclama, al margen de las responsabilidades penales que de ello se pudieran derivar, el reingreso de 14,7 millones de euros a las arcas públicas.Estrategia de defensa

Según fuentes conocedoras de la declaración del jugador, un Cristiano Ronaldo muy tranquilo, que ni siquiera requirió el apoyo de un traductor, se ajustó durante la hora y media que duró su declaración al guión trazado por su experto equipo de abogados, dirigido por el prestigioso fiscalista, ex inspector de Hacienda y socio de Baker McKenzie, Luis Briones

Siguiendo el relato de estas mismas fuentes, el jugador reiteró su certeza de haber cumplido fielmente con todas las obligaciones fiscales a las que le dijeron que tenía que hacer frente (sus asesores fiscales, se entiende), precisó que incluso ha adelantado de forma voluntaria el pago de impuesto correspondientes a ejercicios venideros, subrayó que en ningún caso tuvo ánimo alguno de defraudar porque la estructura societaria que gestionaba sus derechos de imagen y que la Agencia Tributaria ha puesto en el punto de mira (una sociedad en Irlanda gestionaba sus contratos y otra en Islas Vírgenes, el rendimiento económico de los mismos) era la que venía utilizando ya en sus años en Inglaterra y nunca fue ocultada a los ojos de la Agencia Tributaria, e incidió en que ha proporcionado a la Agencia Tributaria toda la información sobre sus ingresos mundiales, estuviera o no relacionada con el caso.

La declaración incluso tuvo su 'momento Cristiano' cuando el jugador se quejó amargamente ante la jueza de que si no fuera quien es probablemente no estaría dando explicaciones en los juzgados.

No es una declaración gratuita. Aunque el crack portugués no abundó en ello en su declaración, una de las líneas de defensa del jugador es que la Agencia Tributaria estaría'utilizando' a Cristiano con fines ejemplarizantes, forzando la interpretación de las normas fiscales y acuñando criterios inexistentes hasta ahora para sustanciar este caso por la vía penal.Así se defendió CR7

"La Hacienda española conoce en detalle todos mis ingresos, porque se los hemos entregado; jamás he ocultado nada, ni he tenido intención de evadir impuestos", aseguró Cristiano Ronaldo ante la juez. "Siempre hago mis declaraciones de impuestos de manera voluntaria, porque pienso que todos tenemos que declarar y pagar impuestos de acuerdo a nuestros ingresos. Quienes me conocen, saben lo que les pido a mis asesores: que lo tengan todo al día y correctamente pagado, porque no quiero problemas", añadió.

El jugador recordó ante el Tribunal que jamás ha tenido problemas tributarios en los países donde ha residido (Inglaterra y Portugal) y aseguró que, en contra del argumento esgrimido por la Fiscalía en su denuncia, la cesión de sus derechos de imagen a una empresa de su propiedad no se realizó al venir a España en 2010, sino que se llevó a cabo en 2004, a instancias de los abogados ingleses: "Cuando fiché por el Real Madrid, no creé una estructura especial para gestionar mis derechos de imagen, sino que mantuve la que los gestionaba cuando estaba en Inglaterra ... Los abogados que me recomendó el Manchester United la crearon en 2004, mucho antes de que pensara venir a España. La estructura fue la que era usual en Inglaterra, fue comprobada por la Hacienda inglesa y ratificaron que era legal y legítima".

De hecho, la estructura empresarial de gestión de los derechos de imagen de Cristiano
es igual en el periodo 2010-2014 a la existente entre 2004 y 2009, con solo dos
diferencias: se suprimió una entidad inglesa, innecesaria al no residir en aquel país, y
se aseguró de cobrar la totalidad de los derechos de imagen personalmente mientras
era residente en España, para pagar los impuestos españoles, afirman desde su entorno. Ninguno de estos cambios tenía como finalidad eludir el pago de impuestos u ocultar ingresos. Por el contrario, al cobrar personalmente los cánones por la cesión de su imagen se logró mayor transparencia y se aseguró que la Hacienda española recibiera los impuestos que legítimamente le correspondían, argumentó el futbolista.

El jugador, siempre según su entorno, se mostró tranquilo y satisfecho por haber podido colaborar con la Justicia y pidió que se deje trabajar a los Tribunales con libertad y sin presión: "Es el momento de dejar trabajar a la Justicia. Yo creo en la justicia y espero que, también en este caso, haya una decisión justa. Y con el fin de evitar presiones innecesarias o de contribuir a un juicio paralelo, he decidido que no volveré a hacer más declaraciones sobre este asunto hasta que no se produzca dicha decisión"."Según lo previsto" 

Desde su entorno se habló de "normalidad" y de que "todo había ido según lo previsto" tras la declaración del jugador, un mensaje que contrasta no obstante con la desconvocatoria repentina de la rueda de prensa prevista al término de su declaración, que duró hora y media y no necesitó de traductor. 

Desde este lunes por la mañana, tras su declaración ante la jueza, Cristiano Ronaldo ha adquirido formalmente la condición de investigado por cuatro delitos contra la Hacienda Pública.

En los próximos días, según fuentes de la judicatura, la jueza que instruye el caso deberá decidir la realización de nuevas diligencias para hacer avanzar el caso, si toma declaración a personal de la Agencia Tributaria, si solicita nuevas pruebas o si decide adoptar alguna medida cautelar para asegurar el cobro de los 14,7 millones de euros que la Fiscalía reclama al jugador del Real Madrid. Incluso podría volver a llamar a declarar a CR7.

Ahora en Portada 

Comentarios