Viernes, 13.12.2019 - 08:51 h
Desapareció el pasado domingo

La misteriosa desaparición de Dana: dos hogueras, registros con perros y drones...

La Guardia Civil sigue buscando alguna pista que explique la desaparición repentina de esta mujer de 31 años en Arenas (Málaga).

Un coche de la Guardia Civil pasa frente a la casa de la mujer de 31 años de origen rumano y madre de un bebé de siete meses
Un coche de la Guardia Civil pasa frente a la casa de la mujer de 31 años de origen rumano y madre de un bebé de siete meses / EFE

La desaparición de Dana sigue siendo una incógnita. La investigación ha dado un giro de 180 grados en el momento en el que en la casa de la pareja de esta mujer de nacionalidad rumana a la que se vio por última vez el pasado 12 de junio aparecieron numerosos agentes de la Guardia Civil con perros, un helicóptero y hasta un dron. Buscan cualquier indicio que pueda arrojar luz a su desaparición. Sergio Ruiz, al que se ha tomado declaración durante cuatro horas, insiste en que es inocente y que no sabe nada de su pareja. 

Fue precisamente la pareja de Dana quien denunció que no había regresado a casa ni estaba en el trabajo, una cafetería que regentaba desde hacía poco tiempo. Desde el primer momento apuntó a que la causa podría ser una deuda de algo más de 12.000 euros con un prestamista que resultó ser amigo de la desaparecida. Los que la conocen no se creen que se fuera sin mirar atrás y dejando a su hija. 

Ruiz ha estado en todo momento presente durante los registros en su casa. El que se realizó el pasado miércoles se alargó hasta altas horas de la madrugada (duró ocho). Palmo a palmo, los agentes tomaron muestras de cualquier posible indicio dentro de la vivienda y en los alrededores de la casa. Ahí los vecinos señalan dos hogueras. De una de ellas, aseguran, estuvo saliendo humo durante mucho tiempo. Las cámaras de televisión de Antena 3 muestran lo que queda en ellas: restos de botellas, palos, hierros, latas, alambres... Ambas están muy cerca de la vivienda.

Los agentes habrían buscado ya en pozos, albercas y cañadas de la zona. El último registro se ha hecho en una finca propiedad del padre de Ruiz. Mientras siguen sus trabajos el novio de Dana se ha mostrado enfadado ante las cámaras porque parece que "me apuntan a mi y yo no he hecho nada, soy inocente. Es ella la que se ha marchado y me ha dejado aquí con la niña", asegura a Antena 3. 

Esa es la hipótesis que, desde el primer momento, ha sostenido. Los que conocen a Dana dudan de que pueda haberse marchado sin más, sobre todo por no saber nada de su pequeña. En un audio al que tuvo acceso Espejo Público se escuchaba a la joven asegurando que lo único que quería era estar con su hija y que le fuera bien el negocio. Precisamente del negocio habla su cuñada, asegurando que no es la primera vez que debía dinero: en anteriores locales también habría dejado deudas. 

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING