Jueves, 19.09.2019 - 14:56 h
Las cuentas del Congreso

Los diputados se suben el sueldo más que los funcionarios y cobran de base 2.982 €

Las retribuciones de sus señorías crecen más de un 3% en 2019, frente al máximo del 2,75% fijado para empleados públicos. Ya cobran 1.266€ más al año.

Congreso de los Diputados
Los diputados se suben el sueldo más que los funcionarios y cobran de base 2.982€. /EFE

Los diputados se han subido el sueldo más que los funcionarios este año.  Las nóminas de sus señorías han engordado un 3%, frente al 2,25% que, de momento, se ha aplicado sobre los salarios de los empleados públicos. Como resultado, los miembros del Congreso que se ha configurado tras las pasadas elecciones generales del 28 de abril cobran ahora un sueldo base de hasta 2.981,86 euros brutos al mes por catorce pagas, frente a los 2.891,42 euros de hace un año. Esto se traduce en 90 euros más en la nómina mensual y hasta 1.266 euros más anuales.

El Congreso acostumbra a subir el sueldo a los diputados en la misma medida en que apruebe el Gobierno para el personal de la Administración General del Estado (AGE). La Mesa, que tiene autonomía para aprobar sus propias cuentas anuales, aunque después dependen de la validación de los Presupuestos Generales del Estado, aprobó una subida salarial del 2,5% el pasado mes de diciembre, sin esperar a los PGE de 2019 ni al real decreto ley que fija la mejora retributiva para los funcionarios, que no se aprobó hasta finales de año y entró en vigor el 1 de enero. Entonces, el sueldo de los representantes parlamentarios subió hasta 2.965,68 euros.

Hay que recordar que la subida para los empleados públicos que se activó el primer día de este año fue del 2,25%. A esta cuantía se añadirá –previsiblemente en el mes de julio, según ha anunciado la ministra María Jesús Montero– un 0,25% extra por el crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) en 2018 y se le puede sumar otro 0,25% de fondos adicionales negociables en cada administración. 

En total, el incremento máximo de las nóminas de los funcionarios puede alcanzar este año el 2,75%, por debajo del 3% que han subido los salarios de los 350 diputados de la Cámara Baja desde el último aumento que entró en vigor con los Presupuestos de 2018, en julio del año pasado, que fue del 1,75%, en consonancia con la mejora para empleados públicos que acordó el anterior Gobierno del Partido Popular. En paralelo, el Ejecutivo socialista en funciones ha dado ahora orden de pagar al personal de la AGE 280 euros procedentes de los fondos adicionales que el Gobierno firmó con los sindicatos el pasado 1 de marzo.

Actualizaciones y "ajustes"

Todas estas "actualizaciones" han provocado "ajustes" en la asignación constitucional idéntica que otorga el Congreso a todos los diputados, lo que viene siendo el sueldo base, que ha terminado por elevar su subida salarial por encima de lo inicialmente estimado, según explican fuentes de la Cámara. De hecho, La Información ha podido comprobar que después de subir en enero hasta 2.965,68 euros, se produjo otro alza, a 2.972,94 euros, y después se elevó hasta 2.981,86 euros. Estos "ajustes" no son públicos, pues en el portal de transparencia del Congreso solo aparece el último documento del "régimen económico y ayudas de los señores diputados", con fecha de 8 de mayo de 2019.

Fuentes parlamentarias consultadas confirman que sí han existido estas modificaciones y, con todo, los diputados cobran hoy un 3% más que en julio del año pasado, cuando entraron en vigor los últimos Presupuestos y la subida salarial del 1,75% a los funcionarios, la misma que se aplicaron entonces sus señorías. En 2017 el incremento fue del 1% y hasta entonces las retribuciones habían permanecido congeladas en 2.813 euros, objeto de una reducción del 10% que impuso la Mesa del Congreso en 2010.

¿Qué más ganan los diputados?

Pero los diputados no ganan solo 2.982 euros brutos mensuales. Además, tienen derecho a lo que en el artículo 8.2 del Reglamento del Congreso se denominan "ayudas, franquicias e indemnizaciones por gastos que sean indispensables para el cumplimiento de su función". Aquí entran, por ejemplo, gastos que les origine la actividad de la Cámara, como el alquiler de un piso. Se pagan 1.921,20 euros a los diputados provenientes de otras provincias y 917,03 euros a los electos por Madrid.

No solo eso. Existen complementos salariales para determinados diputados. Los máximos son los que perciben los portavoces de los grupos parlamentarios (2.8130 euros al mes entre gastos de representación y de libre disposición) y los cuatro vicepresidentes de la Cámara (3.106,02 euros mensuales), hasta llegar a los 9.694,47 euros extra que se reservan a la Presidencia de la Cámara, que en estos momentos ostenta la socialista Meritxell Batet.

También cuentan con gastos de transporte (avión, tren, automóvil o barco) y aparcamiento en estaciones de tren o aeropuertos. En caso de utilizar su coche en sus desplazamientos a la Cámara se abonan 0,25 euros por kilómetro, así como peajes de autopistas. Los que no tienen coche oficial tienen a su disposición una tarjeta para sus desplazamientos en taxi por Madrid con un límite de 3.000 euros anuales.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios