Dos pilotos chinos mueren durante entrenamiento desde portaaviones "Liaoning"

  • Dos pilotos chinos murieron durante prácticas de entrenamiento desde el portaaviones "Liaoning", el buque insignia de la Armada de la potencia asiática, según informó la prensa oficial del país.

Pekín, 6 sep.- Dos pilotos chinos murieron durante prácticas de entrenamiento desde el portaaviones "Liaoning", el buque insignia de la Armada de la potencia asiática, según informó la prensa oficial del país.

Aunque el anuncio de los fallecimientos, inusual por parte de China, especialmente secretista ante este tipo de sucesos, pasó prácticamente desapercibido al ser camuflado al final de un artículo de la agencia oficial Xinhua sobre el "Liaoning" de finales de agosto, el blog del Instituto Naval de EE.UU. lo recuperó el viernes.

El artículo de Xinhua, citado por el blog, subrayaba que el presidente chino, Xi Jinping, había decidido entonces otorgar honores a los militares que participaban en entrenamientos desde el portaaviones, y añadía que "dos pilotos del escuadrón sacrificaron sus vidas durante las pruebas", sin especificar cuándo.

Se trata de las primeras muertes reconocidas en este tipo de operaciones de alto riesgo por parte del país asiático, cuyo Ejército de Liberación Popular (ELP) se caracteriza por su particular hermetismo.

China anunció que había empezado pruebas de vuelo desde la base del "Liaoning" a finales de 2012, tras más de una década de reconstrucción del buque, que adquirió a Ucrania en 1998 y fue comisionado poco antes de iniciar los entrenamientos.

Los pilotos chinos acostumbran a volar los bombarderos J-15, una copia del ruso Sukhoi Su-33.

El "Liaoning", aún en periodo de prueba, es un gran símbolo de la expansión de la flota naval militar china, que cuenta ahora con nuevos submarinos y barcos más modernos.

En un gesto igualmente inédito, China mostró al secretario de Defensa de EE.UU., Chris Hagel, el "Liaoning" durante una visita de éste a la potencia asiática el pasado abril, por lo que el estadounidense se convirtió en el primer extranjero en visitar el buque.

Con este tipo de gestos, según señalan los observadores, China busca dar una imagen de transparencia, sobre todo a EE.UU., país que acusa con frecuencia a Pekín de opacidad en sus gastos militares y su desarrollo armamentístico.

Mostrar comentarios