Martes, 22.10.2019 - 19:28 h
Permite la objeción de conciencia de los profesionales

El Congreso de los Diputados abre la puerta a la primera ley de la eutanasia

Todos los grupos, a excepción del PP, han respaldado la propuesta del PSOE, sumamente garantista que contempla el "final anticipado de la vida". 

Satse dice que Son Espases tiene 114 camas cerradas mientras 32 personas esperan en los pasillos de Urgencias
Foto archivo de un hospital. 

El Congreso de los Diputados ha dado hoy el primer paso para regular por ley la eutanasia, después de que todos los grupos parlamentarios, a excepción del PP, hayan respaldado la propuesta realizada por el PSOE. La proposición de ley, "sumamente garantista", contempla el "final anticipado de la vida con el objetivo de evitar alargar el sufrimiento" de personas con enfermedad grave e incurable o discapacidad crónica que implique gran sufrimiento, ha explicado la portavoz socialista Adriana Lastra.

La iniciativa, que aborda cuestiones éticas, médicas y jurídicas, permite la objeción de conciencia de los profesionales sanitarios y establece que el derecho a morir dignamente forme parte de la cartera de servicios del Sistema Nacional de Salud. "Presentamos esta ley desde el respeto a la dignidad, a la libertad, a la autonomía de la voluntad de esas personas cuya única perspectiva actual es sufrir y desean poner fin a su calvario. Son casos extremos como consecuencia de un pronóstico irreversible", ha indicado Lastra.

"El horizonte de un deterioro sin esperanzas hace que estos ciudadanos y ciudadanas quieran decidir por sí mismos cuándo y cómo morir. Es su último derecho y su última libertad, morir bien", ha añadido. El texto del PSOE determina que el derecho a la eutanasia es el que tienen las personas que requieren cuidados paliativos por una enfermedad grave e incurable y también aquellas "que deciden no vivir más" en casos de discapacidad grave crónica y que padezcan un "sufrimiento insoportable".

La ley necesitará enmendarse

La proposición de ley ha sido sólo rechazada por el PP, quien ha reconocido ser un día "triste" porque con la aceptación de llevar esta normativa a trámite se está reconociendo la "derrota" profesional, política, médica y social ante los enfermos. Además, los 'populares' han avisado de que el derecho en el que se ampara el PSOE para defender la eutanasia "no aparece" en la Constitución, ni en ningún convenio internacional, por lo que han insistido en que su aprobación supone un "fracaso" de cara a la sociedad, a quien no se es capaz de ofrecer otra salida que no sea la muerte.

A su entender, la excepcionalidad que plantea la legislación de los socialistas se puede convertir en una habitualidad, por lo que desde el PP han insistido en la necesidad de fomentar y asegurar los cuidados paliativos al final de la vida, pero "no" la muerte.

No obstante, el resto de partidos sí han mostrado su apoyo a la proposición de ley de los socialistas, incluido Ciudadanos que se abstuvo en la toma en consideración de una proposición no de ley presentada por el Parlament de Cataluña en el Congreso para despenalizar la eutanasia. No obstante, la formación 'naranja' ha defendido su posición asegurando que para despenalizar esta práctica primero hay que regularla.

Asimismo, y a pesar de su voto favorable, desde Ciudadanos se ha avisado de la necesidad de modificar el texto antes de su aprobación. Del mismo modo se han pronunciado el resto de grupos parlamentarios quienes, tras destacar el avance que supondrá regular la eutanasia, han avisado a los socialistas de que presentarán enmiendas al texto.

Algunas de las propuestas que desde la tribuna del Congreso se han lanzado son afinar que la objeción de conciencia de los médicos sirva tanto en la sanidad pública como privada, que el consentimiento de la voluntad de una persona a fallecer y la reiteración del mismo no se convierta en algo mecánico; que el principio rector de la eutanasia no sea el sufrimiento, si no la libre voluntad y la autonomía del paciente.

"No vamos a oponernos porque el Tribunal de Derechos Europeos no permite que se despenalice el suicido asistido si no hay un marco jurídico", han dicho desde Ciudadanos, tras invitar a los grupos parlamentarios a ponerse en la piel de un médico que va a practicar la eutanasia y ver si son capaces, o no, de entrar en la habitación y observar el proceso de la muerte.

Ahora en Portada 

Comentarios