El Gobierno prepara una ley para atender al ciudadano en su propia lengua

  • Madrid.- El vicepresidente tercero, Manuel Chaves, ha reiterado hoy la voluntad del Gobierno de corregir los fallos en el uso de lenguas cooficiales en la Administración, y ha anunciado que su Ministerio prepara un proyecto de ley para que los ciudadanos puedan dirigirse en su lengua a determinados órganos del Estado.

Chaves considera un "disparate fuera de la ley" el pago de deuda con solares
Chaves considera un "disparate fuera de la ley" el pago de deuda con solares

Madrid.- El vicepresidente tercero, Manuel Chaves, ha reiterado hoy la voluntad del Gobierno de corregir los fallos en el uso de lenguas cooficiales en la Administración, y ha anunciado que su Ministerio prepara un proyecto de ley para que los ciudadanos puedan dirigirse en su lengua a determinados órganos del Estado.

Así lo ha dicho en el Congreso durante una interpelación presentada por el PNV para conocer los avances en el uso de las lenguas cooficiales en la Administración General del Estado y las carencias que aún se detectan.

Chaves ha insistido en que el Gobierno trabaja por garantizar la pluralidad y respetar el derecho de los ciudadanos de poder dirigirse y ser atendidos en su lengua.

Y como ejemplo de esa labor, ha anunciado que en el Ministerio de Política Territorial se ha constituido un grupo de trabajo que está elaborando un proyecto de ley que reconozca a los ciudadanos el derecho de poder dirigirse en cualquier lengua cooficial a determinados órganos del Estado, si bien no ha especificado a cuáles en concreto.

Para informar al Congreso de los pasos adelante que se han dado y las carencias que aún persisten en el uso de las lenguas en la Administración General, Chaves ha afirmado también que entregará a los grupos parlamentarios el informe de la Oficina para las Lenguas Oficiales correspondiente a 2009.

En este organismo se recibieron únicamente ocho quejas por la utilización de las lenguas en la Administración durante el año pasado, y la mayoría sobre el gallego, según ha explicado el vicepresidente tercero.

Más allá de las insuficiencias que aún hay, Chaves ha destacado que durante los últimos años se han logrado importantes avances, como la garantía del uso de lenguas cooficiales en la UE, la traducción de impresos y formularios (en papel o en soporte electrónico) de los distintos organismos del Estado, o la formación de los propios trabajadores de la Administración.

"Pese a las deficiencias que hay que corregir, y que se van a corregir, hoy en nuestro país todas las lenguas cooficiales gozan de buena salud", ha concluido.

El diputado del PNV Aitor Esteban ha demandado un informe con las mejoras que ya se han producido y un calendario de actuaciones para avanzar en las carencias.

Ha puesto como ejemplo de problemas el hecho de que empresas o ayuntamientos, a la hora de volcar datos (como altas y bajas a la Tesorería de la Seguridad Social, o solicitudes al Instituto Nacional de la Seguridad Social) en el nuevo sistema informatizado que han implantado estos organismos, sólo puedan hacerlo en castellano.

"Nos encontramos con que es imposible hacer el volcado de los datos directamente a la red", ha insistido, y para evitarlo ha pedido que se dé una moratoria a los consistorios para enviar sus datos.

También ha pedido que la Administración sea más ágil y, cuando modifique un impreso o saque uno nuevo (tanto en papel como en soporte electrónico), lo haga directamente en todas las lenguas cooficiales, además del castellano.

Mostrar comentarios