El incendio de Ávila ha quemado 5.000 hectáreas y sigue activo

  • El Gobierno de Aragón considera que ha desaparecido el peligro. El incendio de Ávila ha quemado 3.000 hectáreas y sigue activo.
Las llamas han arrasado 3.000 hectáreas en Ávila
Las llamas han arrasado 3.000 hectáreas en Ávila
Agencias
Agencias

El incendio que sufre la zona sur de la provincia de Ávila desde el pasado martes ha arrasado hasta ahora 5.000 hectáreas de bosque arbolado, ha informado hoy el Gobierno regional.

El consejero de Presidencia y portavoz de la Junta de Castilla y León, José Antonio de Santiago-Juárez, ha explicado en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno que la previsión es que el incendio quedará "e;controlado dentro de 24 horas si el viento nos respeta"e;.

De Santiago-Juárez ha detallado que actualmente se mantiene un frente activo, el que se localiza en el norte de esta zona afectada y que todas las características del suceso apuntan a que ha podido ser intencionado.

Ha responsabilizado del incendio "e;a los criminales que lo provocan"e; como el principal factor y seguidamente ha remarcado que otro ingrediente que alimenta la magnitud del fuego es el viento, que "e;acelera y agrava"e; la situación.

El portavoz de la Junta ha confirmado que desde primera hora de la mañana se han reincorporado a las labores de extinción más de veinte medios aéreos y que en el momento de su intervención ante la prensa no había riesgos para otras poblaciones, al margen de las desalojadas en jornadas anteriores.

"e;Todo indica que el viento va a respetar"e; durante las próximas horas, en palabras del representante de la Junta de Castilla y León, quien sin embargo ha reconocido que estas cuestiones son "e;complicadas de predecir"e;.

Preguntado por las ayudas que ayer comprometió en la zona el presidente de la Junta de Castilla y León, De Santiago-Juárez ha explicado que actualmente "e;lo importante es controlar el fuego"e; y que será después cuando haya que recurrir a los seguros contratados, aunque "e;la muerte no se cubre con ningún seguro"e;, ha dicho en referencia a la muerte de dos personas en este suceso.

Durante la pasada noche se reactivó el frente sur del incendio, en el término municipal de El Arenal, por lo que fue necesario cortar al tráfico la N-502, entre los kilómetros 50 y 67, en el Puerto del Pico, para realizar cortafuegos, que han evitado que las llamas se extiendan a la vertiente este del puerto.

En los trabajos de extinción tanto en el frente noroeste, que sigue siendo el más activo, aunque fuentes vecinales han señalado a Efe que está más estable, como en el sur han trabajado durante la noche 12 agentes medioambientales, cinco técnicos, 20 cuadrillas, 16 autobombas y seis bulldózer (máquina de construcción), que ya han recibido el relevo.

El objetivo, como ya apuntó ayer la consejera de Medio Ambiente, María Jesús Ruiz, es lograr controlar el perímetro del incendio, de más de 30 kilómetros, a lo largo de esta mañana.

Las 200 personas evacuadas en Aragón vuelven a sus casas

La Dirección General de Interior del Gobierno de Aragón ha autorizado a mediodía la vuelta a sus casas de los cerca de 200 vecinos de las localidades de Valmadrid y La Puebla de Albortón y las urbanizaciones de Montepinar, Val de Pinar y Bosque Alto, todas ellas en el término municipal de María de Huerva (Zaragoza).

Los núcleos habían sido desalojados preventivamente, a lo largo del día de ayer, por el incendio declarado en Jaulín, que ha arrasado ya 1.500 hectáreas.

El director general de Interior, Javier Artajo, ha señalado que el incendio en un principio obligó a desalojar unas urbanizaciones, así como Valmadrid y la Puebla de Albortón, al tiempo que se puso en marcha un dispositivo para acoger en el albergue de Belchite a los que lo necesitaran.

La mayoría de los evacuados se instalaron temporalmente en otras viviendas de su propiedad o en casas de familiares o amigos, aunque una veintena de vecinos de La Puebla de Albortón han pasado la noche en el albergue de Belchite.

En estos momentos, ha agregado Artajo, han desaparecido las condiciones que aconsejaron evacuar a estas personas, básicamente por el humo, ya que no se preveía que el fuego alcanzara las casas, y se ha dado la orden de que pueden volver a sus domicilios.

El fuego sigue activo

El Departamento de Medio Ambiente ha dispuesto hoy un amplio operativo para tratar de estabilizar el incendio, con nueve cuadrillas terrestres de la empresa Sodemasa dirigidas por Agentes de Protección de la Naturaleza, técnicos de extinción e ingenieros de apoyo, seis helicópteros con sus respectivas cuadrillas y un helicóptero sanitario y otro de coordinación y reconocimiento.

El Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino participa en el operativo con tres hidroaviones Focas, dos Brigadas de Refuerzo de Incendios Forestales (BRIF) -cada una con dos helicópteros-, tres aviones de carga en tierra y cuatro aviones anfibios.

También intervienen dos secciones de la Unidad Militar de Emergencia (UME), dos helicópteros de Cataluña, bomberos de la Diputación de Zaragoza, la BRAF de Ejea de los Caballeros (Zaragoza), varias autombombas y vehículos de maquinaria pesada.

Los trabajos de extinción se centraron en un primer momento en estabilizar la cola del incendio, que debido al fuerte viento y las altas temperaturas se extendió rápidamente.

En las primeras horas el fuego evolucionó en dirección al municipio de Valmadrid, empujado por el fuerte viento, y después hacia la Puebla de Albortón, debido a un cambio a cierzo.

El fuego se declaró ayer en una zona agrícola en el entorno de una paridera, a unos cuatro kilómetros del núcleo de Jaulín, y por el momento se desconocen las causas que lo han originado. Los técnicos del Gobierno de Aragón analizarán la situación a primeras horas del día para volver a calcular los daños causados por las llamas, que anoche ya habían calcinado 900 hectáreas.

Mostrar comentarios