Miércoles, 27.03.2019 - 02:19 h
El juicio comienza el próximo 12 de febrero 

La Generalitat eleva las críticas sobre la la justicia antes del juicio del procés

Diferentes miembros del Govern han cuestionado la imparcialidad en la instrucción del juicio por el 1-O y cargan contra los magistrados del TS.

La consellera de Justicia de la Generalitat, Ester Capella
La consellera de Justicia cree que la objetividad "ha brillado por su ausencia" / EP

Una semana antes del juicio contra los líderes independentistas por el 'procés' soberanista en Cataluña, la Generalitat ha elevado su crítica contra las instituciones judiciales españolas a quienes acusa de poca objetividad y de ser un elemento de represión. La consellera de Presidencia, Elsa Artadi, y la consellera de Justicia de la Generalitat, Ester Capella, han mostrado su disconformidad con la instrucción del juicio que aseguran "no ha sido justa" y piden observadores internacionales que "pueden dotar de objetividad al procedimiento judicial".

Para Capella  "la objetividad ha brillado por su ausencia" en la instrucción del juicio. Durante una entrevista este lunes en en RNE, la consellera de Justicia ha asegurado que "la instrucción no ha sido justa" y ha interpelado al tribunal a que aplique todas las garantías necesarias para que los acusados tengan un juicio justo. Además, ha pedido que se permita la participación de observadores internacionales, que "pueden dotar de objetividad al procedimiento judicial".

La consellera de Presidencia, por su parte, afirmó este domingo que el juicio por proceso independentista es el elemento de represión "más fuerte y más representativo sobre la disidencia política catalana". Antes de participar en la clausura de la conmemoración del centenario del Casal Catòlic de Sant Andreu de Palomar, Elsa Artadi también destacó que usarán el juicio "como un altavoz de la injusticia y la persecución de los derechos civiles y políticos que está haciendo España".

El próximo 12 de febrero el exvicepresidente de la Generalitat Oriol Junqueras; los exconsejeros Josep Rull, Jordi Turull, Raül Romeva, Dolors Bassa, Joaquim Forn, Meritxell Borràs, Carles Mundó y Santiago Vila; la expresidenta del Parlament Carme Forcadell; el expresidente de la ANC Jordi Sànchez y el líder de Ómnium Cultural, Jordi Cuixart, se sentarán en el banquillo de los acusados por los delitos de rebelión o sedición, malversación de caudales público y/o desobediencia. Un proceso que afrontan con mucha fortaleza, según explicó Artadi. 

Los nueve exconsellers acusados de rebelión y que permanecían en cárceles catalanas, fueron trasladados este viernes a Madrid para estar a disposición del tribunal y preparar el juicio. La consellera de Presidencia ha explicado que antes de que salieran hasta la capital, ella junto a otros miembros del Govern pudieron despedirse de ellos. "Están fuertes, valientes, muy convencidos de que lo que han hecho es lo que tenía que hacer", ha sostenido Artadi. 

Marlaska respalda a los jueces del 'procés'

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha salido al paso de las críticas contra los magistrados del defendió a los magistrados del Tribunal Supremo que juzgarán a los líderes independentistas por el 'procés'. Aseguró que "son unos auténticos profesionales de la judicatura y eso es lo que hay que poner en valor". "Quien dude de la profesionalidad o de la independencia e imparcialidad de esos magistrados tiene un problema", destacó. 

En ese sentido, durante una entrevista en La Sexta, indicó que "hacer críticas" a los magistrados del Tribunal Supremo es "generar desconfianza hacia las instituciones" y que dudar de ellos, "sin un dato objetivo real", genera "sospechas que no obedecen a la realidad".

El ministro del Interior ha defendido la separación de poderes y ha evitado posicionarse sobre si los líderes independentistas han cometido un delito de rebelión o de sedición. "Llamarles golpistas es que han cometido un delito de rebelión en el sentido técnico. Yo ni les llamaré golpistas ni otra cosa por la separación de poderes", explicó.

La ANC presiona al Govern

Mientras el Govern está a la espera de la celebración del juicio por el 1-O, la Asamblea Nacional Catalana (ANC) ha iniciado este lunes una serie de veinte concentraciones seguidas cuyo objetivo es presionar al Govern y a los grupos parlamentarios para que se "reafirmen", precisamente, en el mandato que ha llevado a los exconsellers al banquillo y se pregunten "qué están haciendo" para alcanzar este objetivo.

Se trata de concentraciones que han comenzado a las 9 horas y terminarán a las 21 horas, y cuyo pistoletazo de salida ha dado esta entidad independentista en la plaza Sant Jaume, frente al Palau de la Generalitat, donde varios activistas sostienen una pancarta que reza: "¿Qué hacéis para aplicar el mandato del 1-O?". Los días que se celebre sesión plenaria, sin embargo, la ANC ya ha avisado de que trasladará estas concentraciones hasta las inmediaciones de la cámara legislativa catalana.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios