Jueves, 19.07.2018 - 05:56 h
Denunciado ante la Fiscalía

Así era el grado a medida para los jefes de la Policía: 9 asignaturas y un trabajo final

La URJC convalidó 180 créditos (tres cursos) a los mandos y solo tuvieron que aprobar un año a distancia. Una asignatura era "Idioma moderno".

Plan docente del Grado en Criminología de la URJC
Plan docente del Grado en Criminología de la URJC / Fernando H. Valls

3 de julio de 2014. Un caluroso día de verano daba inicio el Convenio específico de colaboración suscrito entre la Universidad Rey Juan Carlos y la Dirección General de Policía para, según se puede leer en la documentación interna del centro, "el reconocimiento de créditos de los cursos de ascenso a la escala ejecutiva del Cuerpo Nacional de Policía con el Grado en Criminología". Es decir, los miembros que formaban parte de la escala superior y Ejecutiva (primera categoría) de la Policía Nacional o pretendían acceder a ella para ocupar los más altos cargos del escalafón en el cuerpo tenían a su disposición este Grado de la URJC con el que podían conseguir la titulación necesaria para ser nombrados en puestos de mando.

[Vídeo: ¿Por qué los altos mandos de la Policía fueron a la URJC?]

Este itinerario exprés les permitía a los cien mandos matriculados en cada curso académico salir de la Universidad Rey Juan Carlos con el título de graduados bajo el brazo en solo un curso. Pero, ¿por qué ellos podían conseguir en unos meses lo que el resto de universitarios tardan en obtener cuatro años? La URJC convalidaba a estos mandos de la Policía un total de 180 créditos (tres cursos universitarios) por haber cursado estudios profesionales -que no universitarios- en los centros de formación del cuerpo.

La Información ha tenido acceso al plan docente de este Grado en Criminología de la URJC que ya no existe y que cursaron 200 mandos de la Policía Nacional. En él se puede leer que "el itinerario tendrá una duración de un curso académico con 60 ECTS [créditos]". Y continúa: "Revisados los planes de estudio de los distintos cursos de ascenso se han seleccionado aquellas asignaturas cuyas competencias y contenidos sería necesario atender para garantizar el cumplimiento de los requisitos de la titulación y adquirir las competencias exigibles a un graduado en Criminología".

Así, las nueve asignaturas que cursaron los mandos de la Policía fueron: 'Idioma moderno' (en la documentación se explica que esta materia "podría ser convalidada en aquellos casos en los que se acredite disponer del diploma oficial o certificado susceptible de ser objeto de convalidación"), 'Tipos y formas de delincuencia', 'Evaluación de programas y políticas', 'Derecho penitenciario', 'Derecho penal especial', 'Gestión del conocimiento: información e inteligencia prospectiva', 'Derecho de la seguridad pública y privada', 'Negociación, mediación y resolución de conflictos' y 'Estado social e inclusión social'. Algunas de estas materias se estudian en los estudios internos de la Policía.

Además, la décima asignatura era un "trabajo fin de grado" (TFG), similar al polémico TFM de Cristina Cifuentes, según la documentación a la que ha tenido acceso este diario. Con todo ello los alumnos conseguían los 60 créditos necesarios para poder recibir el título de graduado en Criminología. Los 180 restantes, directamente, se les convalidaban por la formación que recibieron en la academia de Policía, como se ha destacado.

Testimonio de un alumno

Un comisario que cursó el Grado en Criminología en la Universidad Rey Juan Carlos en una de las dos promociones que hubo explica a La Información cómo se desarrollaban las clases online: "Todo era a distancia, lo hacíamos a través del ordenador. Había un campus virtual donde te comunicabas con los profesores". Efectivamente, el curso comenzaba en octubre y los matriculados tenían acceso a las diferentes guías y materiales de las asignaturas. "Había dos cuatrimestres y en cada asignatura te iban mandando trabajos", añade. En la documentación oficial de la URJC se puede leer que "el sistema de evaluación es evaluación continua, razón por la que es de suma importancia atender a las actividades formativas y de evaluación de cada asignatura". 

Este mismo comisario relata que algunas asignaturas se aprobaban haciendo trabajos desde casa, pero otras tenían exámenes finales. De hecho, cuenta que en su promoción hubo compañeros que suspendieron alguna materia de la que tuvieron que volver a examinarse: "A más de cuarenta compañeros les suspendieron alguna asignatura que tuvieron que recuperar". Los exámenes que realizaron sí fueron presenciales, de forma que había una primera evaluación en enero y otra en mayo, como en cualquier otro centro universitario. Quienes tuvieran que recuperar algo iban a los exámenes extraordinarios de junio.

Y, por último, tenían que presentar el citado trabajo fin de grado (TFG). Para ello había dos convocatorias: una en julio y otra en octubre. El comisario que ofrece su testimonio no tiene constancia de compañeros que suspendieran el Grado en Criminología y explica que sus compañeros acudieron a la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales de la URJC, en el campus de Vicálvaro, a recoger su título que les habilitaba para ejercer puestos de mando en la Policía Nacional.

¿Cómo convalidar para tener que cursar solo unos meses?

En la documentación del Grado en Crimonología de la URJC también se explica cómo los mandos policiales pueden convalidar 180 créditos (tres cursos) para, así, solo tener que cursar unos meses de formación a distancia. Únicamente tenían que acudir al apartado 'Mis recibos' del Portal de servicios personal e imprimir la carta de pago relativa a las convalidaciones y a sus correspondientes tasas para, a continuación, acudir al banco a pagar. Así, cada crédito convalidado costaba 7,75 euros que multiplicados por 180 salían 1.395 euros; a ellos había que añadir 35 euros en tasas de convalidación ("estudio de solicitudes de reconocimiento y transferencia de créditos", se llamaba).

Es decir, por 1.440 euros, los jefes de la Policía Nacional tenían el 75% del Grado en Criminología de la Rey Juan Carlos convalidado. A esta cifra había que añadir 1.860 euros por los 60 créditos online que sí tenían que cursar y 27,54 euros por la apertura del expediente en secretaría. En total, pagaron 3.317,54 euros y salieron graduados.

La propia URJC explicaba por qué convalidaba esos 180 créditos: los policías podían hacerlo porque el itinerario ha atendido "tanto al diseño de las distintas ediciones de la escala ejecutiva como al proceso de formación continua que, es conocido, realiza el Cuerpo Nacional de Policía". Asimismo, el centro añadía que de las nueve asignaturas restantes algunos mandos policiales podrían convalidar algunas solo "si se corresponden con asignaturas procedentes de títulos oficiales de licenciatura o equivalente". O, lo que es lo mismo, no pudieron convalidar créditos "por asignaturas realizadas en títulos propios o cursos de especialización" policiales.

Respecto a la asignatura de 'Idioma moderno', algunos mandos policiales tampoco tuvieron que cursarla: "Se convalidará por su equivalencia a un nivel intermedio o por la acreditación correspondiente a los cursos de idiomas realizados por la División de Formación del Cuerpo Nacional de Policía", se puede leer en la documentación de la URJC. Los idiomas que se podían convalidar eran inglés, francés, alemán o italiano, pero la Rey Juan Carlos ya avisaba que si los policías disponían "de certificación o equivalente de cualquier otro idioma se valorará por la Universidad".

 

Así era el grado a medida para los jefes de la Policía: 9 asignaturas y un trabajo final

Temas relacionados

Ahora en portada

Comentarios