Viernes, 03.04.2020 - 21:25 h
Citado a declarar como testigo el 2 de abril

El juez insiste en que Guindos testifique en la Audiencia por la caída del Popular

El magistrado le deniega la petición de declarar por escrito como él pidió pero deja abierta la posibilidad de que proponga otra fecha. 

Luis de Guindos, vicepresidente del BCE
Luis de Guindos, vicepresidente del BCE / Europa Press

Luis de Guindos tendrá que volver a pedir en la Audiencia Nacional que se le exima de testificar en persona si es que verdaderamente quiere evitar tener que acudir el próximo día de 2 de abril. El magistrado que investiga la caída del Banco Popular, José Luis Calama Teixeira, ha respondido a su pretensión de declarar mediante informe de manera negativa aunque ha dejado abierta la posibilidad de que le ofrezca otras fechas alternativas a la señalada si el problema es, como alega el exministro, una cuestión de incompatibilidad de agenda. 

De este modo el instructor mantiene el pulso para que Guindos acuda en persona a declara en sede judicial. Con todo, si la opción de cambiar la fecha no le convence, entonces podría optar por la vía 'informe' aunque, eso sí, expresando sus argumentos "de forma taxativa". En un escueto auto recogido por este diario, el magistrado reconoce que la Ley de Enjuiciamiento Criminal (LECrim) ampara su pretensión puesto que en su artículo 412.4 se recoge que están exentos de concurrir al llamamiento del juez, entre otros altos cargos, los presidentes del Congreso, del Senado, del Tribunal Constitucional, el presidente del CGPJ, el fiscal general del Estado, los mandatarios autonómicos y el presidente del Gobierno además de ministros, cargo este último que ostentó el ahora 'número dos' del Banco Central Europeo (BCE). 

Ahora bien, el instructor no pasa por alto que ese precepto instaura un "privilegio procesal" el cual debe ser objeto de una interpretación restrictiva; esto es, la petición formulada debe estar lo suficientemente motivada. Los argumentos plasmados por De Guindos en su escrito remitidos a la Audiencia Nacional el pasado 9 de enero se centraron en la dificultad que tenía de viajar a España debido a su cargo como vicepresidente del BCE, lo que le obliga a residir temporalmente en Frankfurt (Alemania). "Concurrir en persona al llamamiento de ese juzgado conllevaría, teniendo en cuenta los tiempos necesarios para el desplazamiento, que tendría que desatender mis responsabilidades profesionales durante, al menos, el día en que he sido citado", reza su carta.

Deber de colaborar con la Justicia

Los argumentos dados por el exministro de Economía no han convencido al titular del Juzgado Central de Instrucción número 4 el cual insiste en mantener la primera opción vigente. Con ello busca que viaje a España y declare en sede judicial a las preguntas que le pueda formular tanto él como el fiscal Anticorrupción al frente del caso, Antonio Romeral, por el conocimiento que pudiera tener en calidad de exresponsable de la cartera de Economía de la verdadera situación de solvencia de la entidad que acabó siendo resuelta por la JUR a mediados de 2017. 

Es por ello que le propone variar la fecha inicial señalada para el 2 de abril por otra comprendida entre los meses de marzo a junio de este año y que le suponga menos problemas de agenda de manera que se conjugue su responsabilidad profesional "con su deber de colaborar con la Justicia". El instructor acuerda esta medida a instancias del fiscal Antonio Romeral el cual asegura que, aunque Guindos puede acogerse a la Ley para evitar acudir en persona a la Audiencia Nacional, la mejor alternativa sería buscar un nuevo día de citación que no afecte a los quehaceres del exministro. 

Antecedentes con Bankia

El actual vicepresidente del BCE ya ha comparecido en otras causas judiciales en la Audiencia Nacional. De hecho, declaró durante la instrucción del caso Bankia por presuntas irregularidades en la salida a Bolsa e hizo lo propio durante la vista oral acogida entre finales de 2018 y septiembre de 2019. Ya entonces el exministro testificó mediante videoconferencia acerca del conocimiento que tenía de la fusión de todas las cajas participaron en el SIP que dio lugar a Bankia y BFA. Igualmente también se pronunció sobre la salida de Rodrigo Rato al frente de la entidad así como el adelanto de las conclusiones del FMI de la situación de las entidades financieras poniendo el foco en las dificultades que atravesaba Bankia. 

En este caso los investigadores se interesarán en saber qué grado de conocimiento tenía de la situación de la entidad desde 2016, año en que sacó adelante la ampliación de capital por 2.505 millones de euros, hasta su resolución en 2017. Tras dos años de instrucción, el magistrado arrancó los interrogatorios a los imputados en este procedimiento penal (entre los que destacan los expresidentes Ángel Ron y Emilio Saracho) para continuar con la pericial del Banco de España. Los inspectores del supervisor han declarado esta misma semana ratificando su informe en el que plasmaron que la caída del banco se debió principalmente a una "intensa fuga" de depósitos de 16.000 millones de euros en apenas tres meses. Ahora le toca el turno a la ronda de testificales que inaugura Elvira Rodríguez el día 4 marzo y a la que seguirán el actual presidente de la CNMV, Sebastián Albella, Luis María Linde y, en último lugar, el propio De Guindos el 2 de abril. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING