Martes, 26.03.2019 - 20:15 h
Crisis Cataluña

Cifras del juicio del procés: 50 personas de público, un traductor, 24 familiares...

Hasta 600 periodistas estarán pendientes de un proceso sin precedentesque ha obligado al TS a adaptar una de las salas más solemnes de España.

La Fiscalía considera que el Supremo debe juzgar el procés.
La Fiscalía considera que el Supremo debe juzgar el procés. / Ep

No se recuerda en el Supremo un caso que haya exigido una logística de tal magnitud en el alto tribunal, ya transformado y adaptado para acoger el juicio del procés, probablemente el más mediático de su historia, con más de 600 periodistas acreditados de 170 medios nacionales e internacionales. Es, en palabras de su presidente Carlos Lesmes, todo un "reto organizativo de una importante complejidad" para un tribunal muy poco habituado a juzgar causas y cuya infraestructura "no está preparada para este tipo de juicios".

En democracia, tan solo el juicio de los atentados del 11-M generó una expectación mediática similar a la que se prevé con el procés en cuanto a número de acreditaciones y presencia de medios internacionales, de los cuales medio centenar serán extranjeros, principalmente europeos entre alemanes, franceses, suizos y holandeses.

Aquella vista oral tuvo lugar en un pabellón de la Casa de Campo de grandes dimensiones que fue alquilado por la Audiencia Nacional: nada que ver con la suntuosidad del que para muchos madrileños sigue siendo el Convento de las Salesas, sede del Tribunal Supremo desde 1873.

Ni mucho menos con el lustre del alto tribunal y de su Salón de Plenos, donde se celebrará el juicio, con paredes envueltas en seda de Damasco y dos lámparas de araña de estilo Luis XV. Esta sala, probablemente la más grandiosa y solemne de entre los palacios de Justicia del país y donde cada año se celebra la apertura del año judicial y las tomas de posesiones de nuevos magistrados, será la que acoja a partir del martes un nuevo capítulo del procés: su versión judicial.

- Tan solo 100 personas podrán entrar en ella. Veinticuatro serán familiares (dos por cada acusado), una veintena periodistas y el resto se destina a aquellos que quieran acudir al juicio. De esta forma, unas cincuenta personas podrán asistir de público cada día. Eso sí, después de hacer una cola en el exterior del alto tribunal y por orden de llegada.

Sin olvidar los dos parlamentarios vascos en representación de la cámara autonómica y las autoridades que quieran asistir, como muy probablemente hará el presidente de la Generalitat, Quim Torra, a quien se tratará con la "deferencia que le corresponde" al ser "una autoridad pública española".

- -4 fiscales, dos abogadas del Estado y dos letrados de Vox dirigirán la acusación. Un pasillo separará al público de los estrados. Presidiendo la sala estará el tribunal de siete jueces; a su izquierda, se han reservado tres plazas para la Fiscalía, otras tantas para la Abogacía y dos para Vox, acusación popular.

- 177 años suman las penas que solicita la Fiscalía, que acusa de rebelión a 9 procesados.

- 119 años suman las que pide la Abogacía General del Estado, que optó a última hora por acusar de sedición a los líderes del "procés".

- 25 años es la condena máxima que solicita la Fiscalía, para el exvicepresidente de la Generalitat Oriol Junqueras, por rebelión agravada con malversación. La Abogacía pide para él 12 años y Vox, acusación particular, 74.

-  Al otro lado, 17 abogados defensores, entre ellos el exconseller de Presidencia Francesc Homs. Y son 12 defensas, que no 12 abogados, pues los letrados principales estarán acompañados por compañeros de sus bufetes.

- Y en una decisión con pocos precedentes, el tribunal ha permitido que los acusados puedan seguir el juicio sentados junto a sus abogados o detrás de ellos para evitar la exposición de estar permanentemente en el banquillo. Ahí solo se sentarán cuando les toque declarar.

- 6 acusados serán juzgados más adelante en otro procedimiento por el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña, al atribuirles un único delito de desobediencia.

- 7 procesados ausentes, fugados en tres países (Bélgica, Suiza y Escocia). Entre ellos el que fue principal responsable del Gobierno catalán, el expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont.

- Y en los recesos -entre ellos una hora y media para almorzar- los doce líderes independentistas esperarán en una sala destinada generalmente a conferencias y exposiciones, situada justo debajo del despacho oficial del presidente del Supremo, en la que un restaurante les servirá un menú a un precio económico.

- 2 traductores están a disposición de los acusados si desean declarar en catalán; algunos de ellos pidieron traducción simultánea si bien el Supremo simplemente dio por oída su solicitud.

- Salvo la veintena que estarán en Sala -y que irán rotando conforme pasen las jornadas- el resto de los 230 periodistas habilitados seguirán las sesiones en tres espacios diferentes: la biblioteca, la conocida como sala de la "aspirina" y el salón de actos.

- Y como el procés vive constantemente de jornadas e hitos históricos, el juicio íntegro se transmitirá por primera vez en directo a través de la web del Poder Judicial, que ha elaborado una página ad hoc sobre la denominada "causa especial 2097/2017".

- 20907/2017 es el nombre oficial de "la causa especial" abierta en el alto tribunal en relación al proceso soberanista catalán.

- Más de 3 millones de euros públicos destinó la Generalitat al proceso soberanista catalán, según reflejó la Fiscalía en su escrito de acusación, aunque se desconoce la cantidad concreta.

- 2,1 millones de euros de fianza impuso el juez instructor, Pablo Llarena, a los 14 miembros del Govern de Carles Puigdemont de forma conjunta en concepto de responsabilidad civil.

- 60.000 mil personas participaron, según la Fiscalía, en el acoso a la Conselleria de Economía el 20 de septiembre de 2017, uno de los episodios clave para sustentar la actuación presuntamente delictiva de algunos de los principales acusados, como los Jordis.

- 484 días llevan en prisión los Jordis, los primeros de la causa que entraron en la cárcel, el 16 de octubre de 2017.

- 15 meses han pasado desde que la querella de la Fiscalía General del Estado del 30 de octubre de 2017 diese origen al procedimiento.

- Alrededor de 600 testigos serán llamados a declarar, entre ellos el expresidente del Gobierno Mariano Rajoy, su exvicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría y varios altos cargos catalanes como el presidente del Parlament, Roger Torrent, y el vicepresidente del Govern Pere Aragonès.

- 3 meses se estima a priori que pueda durar el juicio, en el que por lo general se celebrarán jornadas de martes a jueves, si bien las defensas apuestan a que se alargará más tiempo.

- Unos 200 antidisturbios se desplegarán en los alrededores del Supremo para garantizar la seguridad de la vista.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios