Miércoles, 20.02.2019 - 19:35 h
Sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha

La Justicia confirma la anulación del plan para el almacén nuclear de Villar de Cañas

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, ha asegurado que el Gobierno seguirá trabajando para que el almacén sea una realidad.

Un cartel indica la llegada a Villar de Cañas, el pueblo elegido para albergar la sede definitiva del ATC (Efe)
Un cartel indica la llegada a Villar de Cañas, el pueblo elegido para albergar la sede definitiva del ATC (Efe)

El Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha ha desestimado el recurso interpuesto por el Ayuntamiento de Villar de Cañas (Cuenca) contra la decisión de la Consejería de Fomento de Castilla-La Mancha de anular el Plan de Ordenación Municipal (POM) que posibilitaba construir el almacén nuclear.

En la sentencia, dictada el 11 de enero y a la que ha tenido acceso Efe, se da la razón a la Junta de Comunidades, que anuló el planeamiento urbanístico que posibilitaba la construcción del almacén temporal centralizado (ATC) de residuos nucleares en el municipio conquense de Villar de Cañas.

El POM de Villar de Cañas, que fue aprobado el 19 de junio de 2015 con el Gobierno regional anterior en funciones, indica que las edificaciones destinadas a actividades nucleares se encuentran situadas a más de 2.000 metros desde el punto más desfavorable de los núcleos de población y de sus crecimientos.


En cambio, la sentencia especifica que la medición de los 2.000 metros se debe realizar desde la zona de afección de la edificación y no desde la fachada de las instalaciones nucleares.

Asimismo, el fallo del TSJCM indica que el POM se ha aprobado en contra de los informes de la Confederación Hidrográfica del Guadiana, que "señalan que no está garantizada la existencia de recursos hídricos".

De hecho, la sentencia informa de que a lo largo del procedimiento, hay tres informes de la CHG "poniendo de manifiesto la inexistencia de recursos hídricos suficientes para el desarrollo del POM" y apunta que "dichos informes se han de entender como desfavorables, sin que exista un informe favorable, de tal suerte que dicho informe tiene carácter vinculante y preceptivo".

Contra este sentencia cabe recurso de casación ante la Sala Tercera del Tribunal Supremo, con un plazo de presentación de treinta días a partir del día siguiente de la notificación de la misma a las partes.

Este mismo tribunal tendrá que pronunciarse también sobre la decisión de la Junta de declarar esta zona de especial protección para las aves (ZEPA), declaración que está suspendida cautelarmente, pero que podría impedir la construcción del almacén nuclear.

Tras conocer esta sentencia, el ministro de Justicia, Rafael Catalá, ha asegurado que el Gobierno seguirá trabajando para que el almacén temporal de residuos nucleares de Villar de Cañas (Cuenca) sea una realidad.

Con todo, ha reiterado el compromiso del Gobierno con los proyectos industriales y más en una provincia como la de Cuenca que son "pocos".

Eso sí, ha vuelto a insistir que el proyecto del ATC deberá estar dotado de todas las medidas de seguridad y medioambientales, a la vez que ha subrayado que una iniciativa de estas características creará empleo y desarrollo económico.

Ahora en Portada 

Comentarios