Miércoles, 29.01.2020 - 07:51 h
Batalla campal en el PSOE

Lambán y García-Page reprochan a Iceta su apoyo al pacto 'de tú a tú' en Cataluña

Los presidentes de Castilla-La Mancha y Aragón nunca han sido partidarios de la bilateralidad entre ambas Administraciones. 

El primer secretario del PSC, Miquel Iceta, este sábado en Jaén
Lambán y García-Page reprochan a Iceta su apoyo al pacto 'de tu a tu' en Cataluña. / EP

Las diferentes facciones del Partido Socialista continúan en tensión tras el último cruce de declaraciones entre Emiliano García-Page y Javier Lambán -los presidentes de Castilla-La Mancha y de Aragón, respectivamente- y Miquel Iceta, primer secretario del PSC. El último enfrentamiento se debe a la discrepancia sobre el reconocimiento o no de Cataluña como una nación que deba reunirse bilateralmente con el Estado español.

Lambán y García-Page no han considerado nunca razonable una reunión entre "dos gobiernos" como propone Esquerra Republicana de Catalunya. Los presidentes de Castilla-La Mancha y Aragón se han mostrado indignados con Miquel Iceta por mostrarse partidario de lo que él considera una mesa de negociación que puede facilitar la investidura de Pedro Sánchez

Iceta ha reivindicado el reconocimiento de Cataluña como "nación", como un "sujeto político no independiente" al que se le tiene que respetar su autogobierno "sin interferencias indebidas del Estado" y que necesita una mejor financiación para acceder a más recursos.

"¿Qué queremos? Un autogobierno más sólido, una mejor financiación, un mejor reconocimiento", ha resumido durante la exposición de su informe de gestión, en el marco del XIV congreso del PSC que ha arrancado este viernes en Barcelona.

El primer secretario de los socialistas catalanes, que mañana revalidará su liderazgo, ha defendido que Cataluña no necesita más competencias, sino que se "respeten" las actuales y que se articulen mecanismos para que la comunidad pueda ser partícipe de decisiones de ámbito estatal, "a poder ser a través de un Senado federal".

"No queremos romper con el resto de España, no queremos dividir más la sociedad catalana, no queremos retroceder y tampoco nos queremos quedar donde estamos. Queremos un amplio acuerdo político en el que Cataluña sea reconocida como comunidad nacional, como nación, como un sujeto político no independiente pero sí con voluntad de ejercer su autogobierno", ha subrayado.

Por su parte, el presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, ha lanzado críticas feroces al primer secretario del PSC: "el supremacismo, por desgracia, está haciendo estragos en Cataluña". "Yo creía que negarnos el derecho a opinar a los demás, a los españoles, era algo propio de los independentistas catalanes y exclusivamente suyo, pero estoy viendo que el supremacismo, por desgracia, está haciendo estragos en Cataluña". Las acusaciones de Lambán llegan después de que Iceta tachara de "inoportunas" unas declaraciones del aragonés, que calificó a ERC de partido "indeseable".  García-Page no se quedó atrás e ironizó con que haría falta "vaselina" para sellar un pacto entre el PSOE y los republicanos. 

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING