Martes, 16.10.2018 - 08:29 h
El 92% de la ciudadanía entiende que no hay igualdad

"Los hombres no se enteran": la pasiva respuesta masculina ante la ola feminista

Un estudio de Metroscopia concluyó que mientras dos de cada tres abogadas percibían conductas machistas, solo las veían un tercio de los varones

Gráfico Metroscopia Feminismo

"A menudo lo que suele ocurrir es que los hombres no se enteran y las mujeres se lo cuentan". Para el analista de Metroscopia, Francisco Camas, si algo aparece de forma clara y distinta de la observación de las corrientes de opinión de la sociedad española respecto al tema de la igualdad es que mientras la 'ola feminista' es cada vez más grande y poderosa la reacción de los hombres se caracteriza por su tibieza.

Un reciente estudio del instituto de análisis demoscópico en el sector de la Abogacía muestra la diferencia de percepción que aún existe sobre esta cuestión y sirve de botón de muestra del fenómeno. Mientras que dos de cada tres abogadas aseguraron percibir todavía un predominio de comportamientos machistas en su ámbito profesional, apenas uno de cada tres varones admitía esta situación.

"No es que la mayoría de hombres se muestren a favor y participen en la construcción del dique de resistencia (al feminismo), sino que suelen mantener una relación más pasiva y a la defensiva con la ola feminista", explica el analista de Metroscopia. "Los hombres tienden a percibir menos desigualdad de género de las mujeres porque, en buena medida, no experimentan las consecuencias directas o indirectas de la desigualdad".

El asunto es que a la vista de las encuestas no hay caso (ver gráfico). Un porcentaje masivo de la población española - el 92% de la ciudadanía (hombres y mujeres) -  admite que no existe una igualdad efectiva entre hombres y mujeres; el 80% reconoce que siguen predominando los comportamientos machistas en la sociedad; y un 71% subrayan que, en general, las mujeres lo tienen más difícil en la vida que los hombres, según datos de Metroscopia.

Pero resulta que con independencia de los estados de opinión en un momento determinado las corrientes de fondo de las sociedades son mucho más complejas. Lo explica Francisco Camas, doctor en Ciencias Sociales. 

"Todo proceso de transformación enfrente un tensión continua entre fuerzas de impulso y fuerzas de resistencia. Y este caso las 'olas feministas' están pensadas, lideradas y desarrolladas por mujeres, mientras que los hombres suelen actuar más bien de rompeolas".

Lo que dicen los datos, en este caso del CIS, es que en la última década la proporción de mujeres que se declaran feministas ha aumentado del 8% al 15%, si bien el fenómeno se ha comportado de manera mucho más potente en los segmentos de población más joven, de modo que el 22% de las mujeres menores de 35 años se declara abiertamente feminista. No les faltan motivos.

El movimiento es imparable a juicio de Camas y solo así se explica la mejorada percepción social de feminismo, que ha permitido situaciones como que la presidenta del Banco Santander, Ana Botín, lo haya defendido en varias ocasiones de manera explícita, incluso exigiendo cambios en las empresas para acabar con la desigualdad.

La reacción masculina ha sido en cualquier caso tibia. Si hace diez años solo un 1% de los hombres españoles se declaraba feminista, una década después el porcentaje continúa siendo marginal: un 3%.

Camas asegura que a la luz de los datos recopilados por Metroscopia la 'ola feminista' augura "un cambio tan necesario como irreversible". El 82% de la sociedad española reconoció en las inmediaciones del 8 de marzo que había motivos para una huelga feminista y ésta ha marcado, a juicio del analista, "un punto de no retorno". 

"La feminista es una lucha de poder, pero también de legitimidad", asegura Camas, "por eso una mayor concienciación de los hombres es un paso ineludible".

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios