Los sindicatos piden el indulto para cartera condenada por falsificar aviso

Representantes sindicales de CSIF, UGT, CCOO, SL y CGT en Correos y Telégrafos en Asturias han pedido hoy el indulto de la funcionaria condenada a tres años de cárcel por falsificarla firma del destinatario de una carta certificada.

Oviedo, 15 mar.- Representantes sindicales de CSIF, UGT, CCOO, SL y CGT en Correos y Telégrafos en Asturias han pedido hoy el indulto de la funcionaria condenada a tres años de cárcel por falsificarla firma del destinatario de una carta certificada.

El Tribunal Supremo rechazó el recurso de la acusada, Carmen R.H., que en marzo de 2011 fue condenada a tres años de prisión por la Audiencia de Oviedo por un delito de falsedad en documento oficial al considerar acreditado que no entregó al destinatario el aviso que le denegaba el beneficio de Justicia Gratuita.

La petición de indulto se basa en las circunstancias personales de dicha trabajadora (viuda y con un hijo adolescente a su cargo), la inexistencia de ningún tipo de enriquecimiento en el delito por el que fue condenada y que no causó ningún tipo de perjuicio.

Asimismo, los sindicatos inciden el tiempo transcurrido desde su comisión (noviembre de 2003) hasta que se dicto sentencia por el Tribunal Supremo ocho años y cuatro meses.

Los representantes de los trabajadores, que aseguran acatar la sentencia, piden "comprensión" para la funcionaria condena "que nunca en su vida profesional ha cometido otro desliz que éste" y que se trató de un caso "aislado y sin motivación económica" cuyas consecuencias resultan "excesivas y desproporcionadas".

Según la sentencia, entre el 14 de noviembre de 2003, cuando llegó la carta a la oficina de Correos, y el 18 de ese mismo mes, la funcionaria, que no llegó a entregar el aviso en el domicilio requerido, "plasmó una firma" en el documento "fingiendo" la del destinatario, que no recibió el mismo y denunció los hechos en 2008.

El Supremo consideró que, a la vista de las pruebas periciales y caligráficas practicadas, la Audiencia de Oviedo llegó a la "razonable y razonada" conclusión de que la acusada fue la autora de la falsificación de la firma y que no pudo ser otro funcionario, como insinúa en su recurso.

No obstante, rechazó la petición del demandante que reclamaba una indemnización de 30.000 euros por los daños que le supuso no recibir la carta que le notificaba la denegación del beneficio de Justicia Gratuita en un juicio por desahucio al entender que no se ha probado ningún perjuicio derivado del delito cometido por la acusada.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING