Maduro celebra que Egipto se niegue a participar en ataque contra Siria

  • El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, celebró hoy que Egipto haya anunciado que no participará en una eventual intervención militar a Siria, decisión que calificó de "valiente" y señaló que por ello decidió restablecer las relaciones diplomáticas con ese país que también atraviesa un conflicto.

Caracas, 29 ago.- El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, celebró hoy que Egipto haya anunciado que no participará en una eventual intervención militar a Siria, decisión que calificó de "valiente" y señaló que por ello decidió restablecer las relaciones diplomáticas con ese país que también atraviesa un conflicto.

"Este Gobierno de Egipto que ha tomado esta decisión valiente en función de la paz del medio oriente, felicitaciones al Gobierno de Egipto", dijo Maduro durante un acto oficial en Caracas transmitido por el canal estatal VTV.

Maduro comentó que el actual gobierno de Egipto "ha enfrentado circunstancias difíciles" y que por este motivo Venezuela había llamado a consultas a su embajador en El Cairo pero que tras estas decisiones a favor de Siria el diplomático retomará sus funciones "para restablecer los diálogos".

El ministro de Asuntos Exteriores egipcio, Nabil Fahmi, reiteró hoy el rechazo de su país a cualquier intervención militar en Siria y aseguró que, en el caso de que esta ocurra, Egipto no participará en ella.

En un comunicado del Ministerio de Asuntos Exteriores, Fahmi pidió al Consejo de Seguridad de la ONU que haga todos los esfuerzos para investigar el uso de las armas químicas en Siria y tome las medidas adecuadas hacia "este crimen terrible".

Asimismo, condenó las "prácticas" del régimen sirio contra su pueblo e instó a una solución política para el conflicto en este país.

Venezuela, por su parte, ya emitió este miércoles un comunicado en el que rechaza las "pretensiones imperiales contra Siria" y sostiene que las amenazas "de Estados Unidos y sus aliados hacia Damasco repiten el mismo patrón" de los ataques en Libia, Irak y Egipto.

El comunicado está en sintonía con las declaraciones formuladas esta semana por Maduro, quien pidió al mundo "ponerse de pie" y rechazar una eventual incursión en Siria porque marcaría "el inicio de una guerra desastrosa".

El presidente de Siria, Bachar al Asad, insistió hoy en que su país se defenderá de cualquier ataque extranjero, mientras el equipo de la ONU investiga sobre el terreno el posible uso de armas químicas, del que el Gobierno y la oposición armada se acusan mutuamente.

Mostrar comentarios