Martes, 18.02.2020 - 23:29 h

Muere en cárcel colombiano que abusó de su hija, con quien tuvo siete niños

Autoridades penitenciarias colombianas informaron hoy de la muerte supuestamente por causas naturales del preso Arcadio Álvarez Quintero, apodado "el Monstruo de Mariquita", por abusar durante treinta años de su hija y tener con ella siete niños.

Bogotá, 16 sep.- Autoridades penitenciarias colombianas informaron hoy de la muerte supuestamente por causas naturales del preso Arcadio Álvarez Quintero, apodado "el Monstruo de Mariquita", por abusar durante treinta años de su hija y tener con ella siete niños.

El Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (INPEC) señaló en un comunicado que el preso apareció esta madrugada "sin signos vitales" en su celda de la cárcel de Picaleña en Ibagué, capital del departamento del Tolima (sur).

El "Monstruo de Mariquita" por la localidad tolimense en la que residía, ubicada a unos 300 kilómetros de Bogotá, cumplía una pena de 11 años, 7 meses y 28 días desde el 27 de marzo de 2009, por los delitos de acceso carnal violento agravado e incesto.

Según el comunicado del INPEC, Álvarez tenía cálculos en la vesícula, razón por la que fue ingresado el pasado 26 de agosto en un hospital para que se le extrajera ese órgano.

El preso recibió ayer el alta y fue trasladado de nuevo al penal, en el que fue hallado muerto de madrugada.

"Las primeras informaciones permiten concluir que el interno pereció por causas naturales, no obstante será el Instituto de Medicina Legal quien tenga la última palabra", precisa el comunicado.

El "Monstruo de Mariquita" fue detenido en marzo de 2009 gracias a la denuncia de su hija Alba Nidia, quien decidió huir de la casa familiar después de más de 30 años de abusos y 14 embarazos.

Aunque en un principio se declaró inocente, durante la audiencia final del juicio aceptó los cargos y pidió perdón a sus hijos-nietos y a su hija, de quien según la investigación que culminó en condena, abusó y vejó desde que quedó huérfana de madre con cinco años.

El caso de Álvarez fue comparado con el del conocido "Monstruo de Amstetten", el austríaco Josef Fritzl, quien fue sentenciado a cadena perpetua por encerrar en un sótano y someter a abusos durante 24 años a su hija Elisabeth, con quien tuvo siete hijos.

El pasado martes la Comisión Primera de Cámara de Representantes de Colombia decidió archivar, por 14 votos frente a 10, un proyecto para consultar a la ciudadanía a través de un referendo si los violadores de menores deben ser castigados con prisión perpetua.

Sin embargo, los promotores de la iniciativa, liderados por la senadora Gilma Jiménez del Partido Verde, anunciaron un "plan b" para recolectar el diez por ciento de firmas del censo electoral, lo que según la ley les permitiría hacer una convocatoria directa.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING