Viernes, 20.09.2019 - 00:08 h
Ambos casos coinciden

La nave de la agresión sexual en Sabadell está donde desapareció Caroline del Valle

Según afirma la madre de la joven desaparecida, el lugar de los hechos de la violación coincide con el último punto donde vieron a su hija.

Suceso en Sabadell
Fachada del inmueble donde se produjo la agresión sexuall. / La Información

La zona donde presuntamente se produjo una agresión sexual múltiple a una joven de 18 años la madrugada del domingo en una nave industrial abandonada es también la zona en la que desapareció, hace 4 años, Carolina del Valle cuando aún era menor.

La joven víctima de la supuesta violación sexual del pasado fin de semana denunció ante la policía municipal de Sabadell que tres jóvenes la acababan de violar en una fábrica abandonada del barrio de Can Feu, en presencia de otras personas que no hicieron nada para evitar que fuera agredida sexualmente.

La madre de la desaparecida, Isabel Movilla, aseguró en una entrevista en Espejo Público que ha comparado los planos y la zona donde se vio por ultima vez a su hija "está muy cerca" de la nave donde ocurrió la violación de ‘La Manada de Sabadell’. "Yo sé que en esa época los niños tenían naves abiertas y se refugiaban allí, ¿quién me dice a mí que no le ha podido pasar lo mismo a mi hija?", se pregunta Movilla. La desaparición de Caroline del Valle se dio en marzo de 2015 en la Zona Hermética de Sabadell, una zona poligonal de ocio nocturno. Aunque ahora se encuentra abandonada la zona, llegó a contar con 40 discotecas en las que se concentraban cientos de jóvenes los fines de semana.

Respecto a la agresión sexual, el Ayuntamiento de Sabadell se presentará como acusación popular en el caso de la joven violada. Así lo ha decidido la Junta de Portavoces, reunida este lunes, que también ha pedido que la justicia "actúe con contundencia" ante estos hechos, a la vez que ha condenado de forma rotunda lo que ha definido ha sido una violación. El consistorio ha justificado esta medida por su compromiso para "combatir las agresiones y luchar por una ciudad en la que las mujeres se sientan seguras, libres de sexismo y de violencias machistas y lgtbifóbicas".

Un coche que circulaba por la zona de Can Feu vio a la joven salir de la fábrica abandonada muy aturdida y, después de que esta les dijera que la acababan de violar, la acompañaron a comisaría, donde la mujer detalló lo ocurrido a los agentes.

Ahora en Portada 

Comentarios