Viernes, 16.11.2018 - 05:01 h
Después de 30 años de reivindicación

Policías y guardias reciben la primera nómina que se acerca a la de los mossos

Es el primer paso de los tres previstos para que en 2020 los agentes de las fuerzas de seguridad del Estado cobren igual que la policía catalana.

La equiparación salarial no llegará a toda la Policía y Guardia Civil
Aún piden una ley de retribución propia para las fuerzas de seguridad. / Europa Press

Policías nacionales y guardias civiles han mostrado su satisfacción por haber recibido ya la primera nómina, que cobrarán entre mañana y pasado, del acuerdo de equiparación, el primer paso para llegar a percibir dentro de quince meses el mismo salario que los Mossos d'Esquadra.

Después de 30 años de reivindicación, el anterior Gobierno de Mariano Rajoy firmó un acuerdo con los sindicatos policiales y las asociaciones de guardias civiles para avanzar hacia la equiparación retributiva, real y efectiva, con las policías autonómicas, pero ha sido el actual el que finalmente ha ejecutado todos los trámites para hacer realidad esta primera fase.

Fuentes de la Dirección General de la Policía han aplaudido también que por fin se haya materializado ese acuerdo, "una reivindicación justa y oportuna que ha sido escuchada", a la vez que han alabado la responsabilidad de los sindicatos que "han mirado por sus representados y por el futuro del cuerpo".

Objetivo 2020

Mientras, el portavoz del Sindicato Unificado de Policía (SUP), Ramón Cosío, ha manifestado a Efe que se trata del primer paso de los tres que deben darse para que en 2020 las nóminas de los agentes de las fuerzas de seguridad del Estado sean idénticas a las de los mossos.

Los sindicatos y las asociaciones, como ha dicho a Efe el portavoz de la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC), Juan Fernández, estarán vigilantes para que el acuerdo se cumpla en los términos suscritos y para que los flecos pendientes se resuelvan de forma satisfactoria.

Y en ese seguimiento, los representantes de los agentes estarán pendientes de la auditoría externa independiente que evaluará si las cantidades ofertadas desde el Gobierno resultan suficientes para la equiparación total o si, por el contrario, es necesario ampliarlas.

Fruto del 'procés'

Cosío ha recordado que 'la operación Copérnico', que supuso el despliegue policial en Cataluña con motivo del 'procés' y que trasladó a la opinión pública la situación en la que tuvieron que realizar su trabajo los agentes, hospedados muchos de ellos en barcos, tuvo mucho que ver en este "logro histórico" que no había sido posible en tres décadas.

Porque fue en ese momento cuando quedaron patentes las diferencias salariales entre cuerpos de seguridad a pesar de llevar a cabo la misma labor. El portavoz del sindicato mayoritario de la Policía ha resaltado algunas de las cuestiones que todavía quedan pendientes en materia laboral, como la reclasificación para mejorar la jubilación, la retribución de las horas extras o la remuneración por asistencia a juicios, pero sobre todo, Cosío ve en el horizonte una demanda prioritaria: una ley de retribución propia para las fuerzas de seguridad.

Ramón Cosío ha trasladado la satisfacción por la nómina que los agentes cobran este mismo mes, y que incluye la subida con carácter retroactivo desde enero, por lo que ha advertido que esto llevará aparejada una subida en la retención del IRPF, de tal manera que lo percibido a final de año quede ajustado para que en la declaración de la renta no haya sorpresas.

Por su parte, Juan Fernández ha celebrado que se haya cumplido el primer tramo de la equiparación y ha confiado en que se solucionen algunas de las diferencias aún existentes y que se están limando en el grupo de trabajo con la administración. "Comienza a ser una realidad todo lo que hemos trabajado para los guardias civiles y los policías que tanto se merecen", ha apostillado Fernández.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios