Lunes, 22.04.2019 - 02:43 h
Primer Consejo de Ministros

Ribera prevé un marco estable para que el pequeño inversor vuelva a las renovables

La nueva ministra de Transición Ecológica cree que las nucleares “ya nacen con la fecha de cierre prevista”.

Teresa Ribera, ministra responsable de energía y cambio climático.
Teresa Ribera, ministra de Transición Ecológica, respetará el calendario previsto de cierre de las centrales nucleares. / EFE

La nueva ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha anunciado este viernes que se van a buscar los mecanismos para que haya unos marcos previsibles para que se recupere la inversión en energías renovables. La nueva responsable de la política energética socialista ha reconocido que el recorte a las primas de las renovables y la incertidumbre normativa que se ha generado en los últimos años para quienes han apostado por este sector, “ha creado una sensación de traición y abandono a los inversores, que tenemos que investigar, para ver qué ha pasado y devolver la confianza en las renovables a los pequeños ahorradores”.

Minutos antes de entrar al primer Consejo de Ministros del nuevo Gobierno de Sánchez, la titular de Transición Ecológica ha intervenido en el programa Espejo Público y para hacer un alegato en favor de la generación de energía de forma sostenible, siempre y cuando no pongamos en riesgo con ello los recursos naturales que tenemos en nuestro país. “Una cosa y la otra deben ser compatibles”, ha dicho Ribera, sobre todo porque “las mejoras técnicas y las reducciones de costes de la producción de energías renovables han mejorado muchísimo en los últimos 20 o 30 años”.

Teresa Ribera ha explicado que la situación a la que se enfrentaron los primeros inversores en renovables era distinta, con muy pocos productores, no del todo eficientes, pero ahora hay más operadores y los costes son diferentes a los que había, porque se ha avanzado mucho. “Las renovables pueden parecer caras, pero ahora hay que ver márgenes y costes diferentes”, ha señalado.

Control por parte de los reguladores

El discurso en la toma de posesión de Ribera apuntó directamente a la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC), clave para desarrollar los planes del nuevo Gobierno en áreas como la energía o el medioambiente, y aseguró que el papel de los reguladores debe garantizar que los mercados perciban "señales adecuadas de precios". 

Existen planes para dividir la CNMC, que fusionó hace cinco años media docena de organismos reguladores en uno al tiempo que se reservaba competencias en áreas sensibles como las tarifas eléctricas reguladas, ya que existe el convencimiento de que en el mercado energético, la competencia todavía es un objetivo a conseguir mientras los consumidores pagan uno de los recibos de electricidad más caros de la Unión Europea.

Ribera planea que la CNMC recupere la responsabilidad sobre la cobertura de la demanda y el mix eléctrico, y el operador del sistema -Red Eléctrica de España, REE- pase a desempeñar un papel central en la optimización de los recursos.

Cierre de nucleares

Un asunto sobre el que se ha mostrado tajante la nueva responsable energética es en respetar el calendario previsto de cierre de las centrales nucleares. A su entender, el coste que generan los residuos y su mantenimiento en el tiempo no es menor que el que puede suponer su cierre, sobre todo si tenemos en cuenta que “todas las centrales nucleares, cuando se crean, ya lo hacen con una fecha de cierre”.

De hecho, la nueva ministra fue una de las defensoras de la ley catalana de cambio climático, ya aprobada en su Parlamento, y que plantea el cierre de todas las centrales nucleares en España para el 2027.  

Teresa Ribera, que el lunes próximo se estrenará como ministra en Luxemburgo en un Consejo de Energía europeo, ha apostado desde su ha comenzado su andadura al frente de esta cartera por un modelo energético diferente, mucho más plural, biodiverso y positivo desde el punto de vista de los impactos en salud y de coste.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios