Rifirrafe en el Congreso por unas palabras de Hernando sobre el franquismo

  • Unas palabras supuestamente pronunciadas por el portavoz adjunto del PP, Rafael Hernando, en un programa de televisión sobre las víctimas del franquismo, han provocado hoy un duro rifirrafe en el pleno del Congreso, con acusaciones cruzadas entre el propio Hernando y el diputado socialista Luis Tudanca.

Madrid, 18 dic.- Unas palabras supuestamente pronunciadas por el portavoz adjunto del PP, Rafael Hernando, en un programa de televisión sobre las víctimas del franquismo, han provocado hoy un duro rifirrafe en el pleno del Congreso, con acusaciones cruzadas entre el propio Hernando y el diputado socialista Luis Tudanca.

A finales de noviembre, la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica presentó una denuncia contra Hernando por injurias graves por esas declaraciones, en las que supuestamente el diputado aseguró que los familiares de las víctimas del franquismo sólo se acuerdan de ellos cuando hay subvenciones.

El propio Hernando ha negado repetidamente haber pronunciado esas palabras y así lo ha reiterado hoy ante la Cámara Baja, después de que el socialista Luis Tudanca las sacara a colación en una pregunta previa al ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón.

Hernando ha acusado a las "terminales mediáticas de la izquierda" de haber manipulado "arteramente" sus declaraciones, usando un entrecomillado "absolutamente falso" en la que cuestionaba el "dolor" de las víctimas del franquismo.

"Nada más lejos de la realidad, ni de mi voluntad", ha proclamado Hernando, que ha recordado a Tudanca la sentencia del Tribunal Supremo (TS) que castiga como delito calumnioso el atribuir falsamente manifestaciones nunca pronunciadas.

No obstante, ha recordado que durante la tramitación parlamentaria de la Ley de Memoria Histórica, el propio PSOE detectó la inscripción de numerosas asociaciones que sólo tenían por objetivo acogerse a los beneficios de la norma.

"Mi respeto a las víctimas de la Guerra Civil, de la Dictadura y de todas las dictaduras", ha concluido.

La intervención de Hernando ha estado en todo momento salpicada por los rumores y los gritos de desaprobación de la bancada socialista, lo que ha obligado al presidente del Congreso, Jesús Posada, a intervenir en varias ocasiones para calmar los ánimos.

Visiblemente alterado, Posada ha asegurado que "parece mentira" que no sea imposible escuchar a un diputado en el uso de la palabra.

En su réplica, Tudanca ha recordado que las palabras de Hernando están grabadas y que habría hecho bien en rectificar y en pedir perdón a las víctimas de la represión.

El diputado socialista ha emplazado al portavoz adjunto del PP a reflexionar sobre lo que dijo y a pedir disculpas a las víctimas en el próximo pleno después de Navidad en lugar de amenazar, a su juicio, con querellas.

Hernando ha intentado retomar de nuevo palabra, pero el presidente del Congreso ha dado por zanjada la polémica, aunque le ha dado la oportunidad de presentar una queja y entonces decidirá si le otorga un nuevo turno de alusiones en el pleno de mañana.

Mostrar comentarios