Lunes, 10.12.2018 - 03:16 h
Congreso del Partido Socialista Europeo

Sánchez acusa al PP y CS de apoyarse en "fuerzas antieuropeístas" para gobernar

Dijo inspirarse en Portugal para revertir recortes, reforzar políticas sociales, consolidar la transición energética y salir del déficit excesivo.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante su intervención en el Congreso de Socialistas Europeos en Lisboa (EFE)
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante su intervención en el Congreso de Socialistas Europeos en Lisboa (EFE)

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, aseguró este sábado ante el Congreso del Partido Socialista Europeo que no se puede ser proeuropeo "y apoyarse en fuerzas antieuropeístas para gobernar regiones en nuestro país", en clara referencia al PP y a Ciudadanos y a la posibilidad de que se puedan aupar en Vox para gobernar la Junta de Andalucía.

Sánchez intervino ante el plenario de ese Congreso, que se celebra en Lisboa, y en el que se ha elegido a Franz Timmermans como candidato de los socialdemócratas para presidir la Comisión Europea tras las elecciones de mayo de 2019.

Revertir recortes

Dirigiéndose al anfitrión, el primer ministro de Portugal, António Costa, Sánchez aseguró que los socialistas españoles se inspirarán en sus colegas portugueses al presentar el proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado para 2019, con el objetivo de revertir recortes, reforzar políticas sociales, consolidar la transición energética de la economía y salir del procedimiento de déficit excesivo.

Aseguró que los socialdemócratas tienen que ir a esas elecciones con el "orgullo" de haber contribuido a construir "una gran Europa" con la que los españoles soñaban al emprender el camino a la democracia. "Si no existiera la Unión Europea tendríamos que inventarla", sentenció, concitando los aplausos de los asistentes.

Sin embargo, alertó, el 'Brexit', el autoritarismo, los proyectos de renacionalización y el auge de la extrema derecha "nos tienen que hacer pensar" sobre la forma de encauzar ese combate dialéctico y asumir que "todo no está bien" y que lo logrado "no es suficiente".

Reconoció el "malestar" en una parte de la ciudadanía europea que reclama a sus líderes políticos hacer "mucho más para resolver sus problemas", y aseguró que la socialdemocracia tiene que comprometerse a resolver esos desafíos. Hay que proponer un "nuevo impulso a la construcción europea", aseguró, "un nuevo contrato social" que debe pasar por dar respuestas a nuevos retos, como el cambio climático.

Sánchez se refirió especialmente al auge de la extrema derecha en Europa para alertar, sin mencionar Andalucía ni a Vox, de que "no se puede ser proeuropeo y apoyarse en fuerzas antieuropeístas para gobernar regiones en nuestro país". Es hora de luchar, dijo a los socialdemócratas europeos, pero no creando frentes sino apelando a la movilización de una sociedad "serena y moderada" que se sabe anclada en los valores de la convivencia y en la conquista de derechos y libertades.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios