Sábado, 14.12.2019 - 03:52 h
Según los expertos

Hipoglucemia, temblor ortostático, fármacos... ¿Qué le pasa a Angela Merkel?

La canciller alemana vuelve a sufrir espasmos en mitad de una cita oficial. En esta ocasión se sujetó los brazos y rechazó un vaso de agua. 

La canciller alemana, Angela Merkel,
La canciller alemana, Angela Merkel, / EFE

¿Estrés? ¿Efectos secundarios de un medicamento? ¿Alguna enfermedad?La canciller alemana Angela Merkel ha vuelto a sufrir un visible temblor en manos y piernas siete días después del primer episodio cuando recibía al presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, de visita de trabajo en Berlín. El calor y la falta de líquidos fue el mensaje tranquilizador que mandó la canciller para asegurar que todo era normal. 

Pero hoy no estaba al aire libre y los temblores se han repetido. Los temblores han tenido lugar durante el acto celebrado en el palacio de Bellevue, en Berlín.  Se encontraba en la sede de la Presidencia del país para asistir al acto de cese ante el jefe del Estado, Frank-Walter Steinmeier, de la ya exministra de Justicia alemana Katharina Barley, que se marcha a Bruselas, y al nombramiento de su sucesora, Christine Lambrecht.

La canciller alemana, Angela Merkel,
Merkel vuelve a sufrir temblores

En las imágenes difundidas por las cadenas alemanas, se puede ver como la canciller, que el próximo 17 de julio cumplirá 65 años, trata de contener los temblores y poco después rechaza un vaso que le ofrece un asistente.  ¿Qué le puede pasar a Merkel?

José Javier Hernández , neurólogo del Grupo Hospitalario Casaverde, tras ver las imágenes,  cuenta que se trata de "un temblor bilateral que afecta a la cabeza, porque cierra la boca y la contrae, y a los dos brazos y piernas por igual". Ante esto, una posible epilepsia quedaría descartada porque la canciller en ningún momento cae al suelo y en un episodio así "sería una crisis generalizada y no seguiría en pie". Son algunos los que habrían mencionado un posible parkinson, pero para Hernández "ese planteamiento es casi imposible". 

Ni epilepsia ni parkinson. Estaríamos entonces ante un temblor que puede ser producido por una causa tóxica -efecto secundario de algún fármaco relacionado con el estado de ánimo- o metabólica. En este sentido se podría hablar entonces de un temblor producido por una hipoglucemia fruto de una diabetes diagnosticada hace poco tiempo (lo que explicaría la mala cara -descompuesta- que se le vio en el primer episodio), o de un problema tiroideo.

Para Hernández, el diagnóstico que más se puede acercar es el temblor ortostático. "Se trata de un temblor que aparece cuando una persona padece una bajada de tensión y debilidad por estar mucho tiempo de pie". En las dos ocasiones que le ha sucedido a Merkel, la canciller estaba de pie. Una vez empieza a andar lo hace con paso firme y sin problemas. 

Luego también cabría la posibilidad de estar ante una enfermedad degenerativa cerebelosa de inicio "pero habría que conocer todo su historial médico, no ver solo las imágenes". Aunque para estar en una situación así se alteraría también la marcha y cuando empieza a andar lo hace recto y sin dificultad. 

Un portavoz del Gobierno alemán aclaraba hoy rápidamente que la canciller "está bien" y que mantiene su agenda, de tal forma que "todo sigue como estaba previsto". Mientras, los rumores no paran de volar alrededor de su salud... y ella vuela destino al G-20. 

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING