Jueves, 15.11.2018 - 16:42 h
Guerra por los derechos de autor

YouTube y la industria de la música, cara a cara en una votación crucial en Bruselas

"Se trata de los derechos de autor y de garantizar que los creadores y sus socios obtengan una parte justa del valor que crean".

Taylor Swift
Taylor Swift ha liderado la lucha para una mayor participación en los ingresos / Taylor Swift

La industria de la música y YouTube se enfrentarán cara a cara esta semana en una votación crucial en Bruselas que podría obligar al gigante digital a pagar miles de millones de dólares en honorarios a artistas como Taylor Swift, Ed Sheeran y Katy Perry.

Durante años, la industria de la música ha argumentado que YouTube, propiedad de Google, explota la falta de protección legal en torno a los vídeos musicales y anuncios que se ven en su servicio para pagar cantidades mínimas a artistas y marcas, la llamada "brecha de valor". 

Helen Smith, presidenta ejecutiva de Impala, es representante de artistas como Adele, Arctic Monkeys y Franz Ferdinand, y ha asegurado que "esta propuesta es una oportunidad única de crear un nuevo equilibrio en el mundo online". "Se trata de los derechos de autor y de garantizar que los creadores y sus socios obtengan una parte justa del valor que crean".

Por su lado, YouTube ha declarado que la industria debería estar agradecida por los mil millones de dólares que les han pagado hasta ahora, alegando que provienen de usuarios "livianos" que nunca se suscribirían a un servicio pago, por lo que las marcas y artistas están obteniendo unos ingresos que nunca habrían obtenido.

En junio, Google perdió una votación crucial del comité de asuntos legales del parlamento europeo en Bruselas sobre nuevas leyes de derechos de autor que le obligarán a pagar miles de millones de dólares en tarifas para los usuarios que ven vídeos musicales.

Martin Mills, fundador de Beggars Group,y que ha representado a artistas como Adele, Radiohead y la xx, ha declarado que "la votación del mes pasado fue un resultado fantástico, pero estoy seguro de que habrá un retroceso. YouTube es el servicio de música más grande, punto, por un gran margen y ha habido un gran desequilibrio en lo que reciben los artistas. Se está corrigiendo un error".

Si se aprueba, esta nueva ley de derechos de autor europea obligaría a YouTube a negociar. "La industria discográfica ya ha negociado acuerdos con Spotify y Apple, pero el problema con YouTube es que ese tipo de discusión no ha sido posible", dice Mills. "Para mí, no se trata de cuánto más ganarán las superestrellas sino del poder que les dará a los músicos, a los artistas del día a día, para poder llegar a acuerdos que les permitan sobrevivir y dedicarse a ser los artistas que quieren ser".

El músico Billy Bragg dice que la batalla contra YouTube se trata menos de la posible ganancia financiera que los artistas puedan obtener, y más sobre asegurar que los nuevos reproductores de música digital jueguen limpio.

"Todos hemos visto cómo, con la reciente legislación de protección de datos, la Unión Europea ha transferido el poder al individuo online", dice Bragg. "Ahora estamos buscando hacer lo mismo con los artistas. Todo lo que pedimos es igualdad de condiciones ... reequilibrar el poder entre los artistas y los gigantes de la tecnología de Internet que están obteniendo enormes ganancias pagando pequeños royalties".

YouTube ha hecho movimientos para apaciguar a la industria lanzando un servicio de suscripción premium, dos días antes del crucial voto europeo.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios