Jueves, 24.05.2018 - 21:15 h
El alcalde, de IU, cumple su promesa

Zamora crea sus primeras sepulturas para enterramientos islámicos

Habrá 156 nuevas sepulturas en el camposanto, de las que una treintena estarán reservadas para personas que profesan la religión islámica.

Cementerio Atilano
Cementerio Atilano

El Ayuntamiento de Zamora ha acordado habilitar las primeras sepulturas con las que contará el cementerio municipal San Atilano acondicionadas para efectuar enterramientos islámicos, con el fin de que los fieles musulmanes puedan recibir sepultura en él según sus ritos y creencias.

El Consistorio zamorano ha adjudicado las obras para habilitar 156 nuevas sepulturas en el camposanto, de las que una treintena estarán reservadas para personas que profesan la religión islámica, según ha informado hoy el gabinete de Alcaldía del Ayuntamiento de Zamora en un comunicado.

Coincidiendo con la adjudicación de las obras, el concejal delegado del Cementerio, Christoph Strieder, mantuvo ayer un encuentro con representantes de la comunidad musulmana de Zamora.

El edil les informó de la próxima disponibilidad de sepulturas con las características y orientación adecuadas para efectuar los enterramientos de personas que profesan la religión islámica.

De esta forma, el equipo de Gobierno municipal, gobernado por IU y PSOE, atiende al compromiso adquirido por el alcalde, Francisco Guarido (IU), con el colectivo de la comunidad musulmana de la ciudad para que pudiera disponer de un lugar adecuado para enterrar a personas de esa religión.

La adjudicación de las obras de las 156 nuevas sepulturas se ha realizado a la empresa Construcciones, Restauración y Trabajos Forestales San Martín, por un importe de 169.560 euros, lo que supuso una baja de más del 15 por ciento con respecto al precio de licitación, de 200.000 euros.

Las nuevas sepulturas se deberán construir en un plazo de dos meses en la zona nueva del camposanto, junto a la zona de nichos y la tapia de cerramiento del recinto.

Al igual que las construcciones anteriores, las sepulturas tendrán una separación de 0,80 metros entre ellas, con pasillos intermedios en forma de cruz de 2,5 metros y pasillos centrales de 3,5 y 4 metros.

El nuevo espacio contará además con una zona ajardinada de césped, con tres plantas de olivo, cuatro cipreses y la instalación de riego por aspersión, además de una fuente para la toma de agua potable y un banco de asiento.

Temas relacionados

Ahora en portada

Comentarios