Gadget

Force Jacket: La realidad virtual que Disney quiere que también sientas

El impacto de un objeto, un abrazo o un agarrón son algunas de las sensaciones que se pueden sentir. 

Chaqueta
 

El campo de la realidad virtual está viviendo su mejor momento. Los avances tecnológicos están permitiendo crear experiencias increíbles para los usuarios, cada vez más sorprendentes e inmersivas. Importantes compañías han apostado fuerte por ella, destinando grandes presupuestos a tratar de sacar el máximo partido a una tecnología con un gran potencial. Una de las que se ha propuesto utilizarla es Disney, que busca ofrecer la experiencia de realidad virtual definitiva en sus películas y videojuegos gracias a su último invento: Force Jacket.

Force Jacket es una chaqueta de realidad virtual que está siendo desarrollada por investigadores de Disney Research, del MIT Media Lab y de la Carnegie Mellon University de Pittsburgh. Pero no una chaqueta como las que se han visto hasta ahora, sino que quiere ir un paso más allá para hacer sentir al usuario todo lo que suceda en el mundo ficticio que está viendo a través del visor de realidad virtual.

Pequeños airbags vibradores

Para crear Force Jacket los investigadores trabajaron con un chaleco salvavidas que modificaron para poder introducir en su interior las 26 bolsas de aire que sirven como base de la experiencia. Estas se inflan y se desinflan gracias a una bomba de vacío y a un compresor de aire de acuerdo a lo que se ve en pantalla. Como complemento, cada bolsa de aire tiene la facultad de emitir vibraciones de alta frecuencia, lo que en conjunto abre un gran abanico de posibilidades sensoriales.

Así, es posible experimentar en brazos, espalda y pecho sensaciones como ser impactado por un objeto, ser agarrado o abrazado por otra persona. En los primeros experimentos realizados se han implementado escenarios en los que es se puede notar el movimiento de una serpiente recorriendo todo el cuerpo o cómo la musculatura del usuario crece hasta convertirse en un héroe hipermusculado al estilo de Hulk.

Uno de los grandes inconvenientes de Force Jacket es que, a pesar de que se adapta a diferentes tamaños de personas, de momento no está perfeccionada para todo tipo de usuarios. Por ejemplo, los niños lo tendrán difícil para utilizarla, ya que pesa algo más de dos kilos y tenerla puesta durante mucho tiempo puede requerir estar en buena forma física. Además, hay que tener en cuenta que por el momento esta chaqueta limita los movimientos del portador al estar conectada a un sistema de tubos, que son los que la conectan con una bomba de aire encargada de inflar y desinflar las 26 bolsas.

Sin embargo, sus creadores avisan de que lo que se ha visto de Force Jacket es un prototipo en estado de desarrollo, y confían en poder ofrecer un nuevo modelo más ligero y portátil en un futuro.

Ahora en Portada 

Comentarios