Toma nota

Ordenadores portátiles pequeños, con menos de 14 pulgadas, que hacen de todo

Tras la fiebre de los Tablet, mantienen su capacidad como sustitutos de los PC de sobremesa y no paran de evolucionar.

Portátiles pequeños
Portátiles pequeños / Microsoft

Con la mejora constante de los teléfonos móviles, hay quien se olvida de que los ordenadores portátiles pequeños son una opción mejor para muchas tareas; desde ofimática a videojuegos. Aunque han de cumplir con ciertos requisitos. Un formato de hasta 14 pulgadas para las pantallas parece ser la pieza mágica. Una que ofrece lo mejor de varios mundos. Sin dejar de lado tareas profesionales, lúdicas o el poder para convertirse en el ordenador de toda la familia.

La potencia bruta de los portátiles viene dada por el procesador central, que cada vez incorpora más funciones. Ahora se ocupa hasta de los gráficos. Pero en esta ocasión se le ha dejado esta tarea a un chip extra, que también crece en capacidad con cada generación. Es la llamada GPU (Graphics Processing Unit), aunque hace mucho más que procesar gráficos. Con las últimas generaciones de los fabricantes predominantes, Intel o AMD, estos portátiles pequeños son una apuesta ganadora.

Otro punto que marca la diferencia frente a los ordenadores habituales es el almacenamiento. Con unidades que no emplean componentes mecánicos y que tienen cada vez más memoria disponible. Con suficiente espacio para cualquier aplicación y la posibilidad de ampliar este con unidades externas. Los llamados discos SSD o componentes más eficientes, como tarjetas NVME, aportan un extra de velocidad que se agradece enormemente. Encender el equipo y esperar apenas 10 segundos para empezar a trabajar es todo un plus.

En el apartado visual, a pesar de tener pantallas muy pequeñas, la resolución permite ver muchos detalles. Aporta más celdas en las hojas de cálculo o juegos con bordes de objetos totalmente suavizados. Aquí tiene suma importancia la potencia de cálculo del ordenador portátil. Que puede crecer, en algunos casos, con dispositivos externos donde no hay problema de espacio o calor generado. Pero con un coste elevado, solo apto para profesionales o entusiastas de los videojuegos. Como complemento, tampoco hay que olvidar las ventajas de conectar un segundo monitor, mucho más grande o un televisor.

Para conseguir gran calidad en un formato pequeño, el precio a pagar no es bajo. Estos portátiles pequeños encajan mucha tecnología en poco espacio. Es el inconveniente principal frente a modelos de mayor tamaño y peso. Aunque en muchos casos puede asumirse por las ventajas que suponen. Un equipo de tamaño reducido se puede llevar a cualquier lugar. En casa, no ocupan mucho espacio y sirven para conectarlos a cualquier pantalla. Con lo que pueden ser el centro de entretenimiento para el uso diario y las vacaciones, sin importar el destino.

Razer Blade Stealth está diseñado para jugar y ampliarse.
Razer Blade Stealth está diseñado para jugar y ampliarse. / Razer

RAZER BLADE STEALTH 13” + RAZER CORE X

Razer es una de esas marcas que aparecen ligadas insuperablemente a los videojuegos. Con dispositivos como ratones, teclados y toda una gama de productos enfocadas a los jugadores más exigentes. Sin embargo, este portátil puede convertirse en el compañero idea de muchos profesionales que buscan potencia y movilidad.

El Razer Blade Stealth de 13 pulgadas destaca por su diseño minimalista. Pero también por ofrecer un aspecto en línea con cualquier producto actual para jugar. Por incluir luces LED de colores hasta en el símbolo de la marca y en todo el teclado. Una resolución de pantalla con 3200 x1800 puntos permite su uso con aplicaciones de lo más exigentes. Mientras que el apoyo de potencia extra puede venir del exterior. Con una unidad Razer Core X que incorpore tarjetas gráficas tan potentes como el bolsillo lo permita.

Como sucede con otras opciones, se puede tener lo mejor en cualquier sitio. Pero con todo el poder que haga falta cuando se llega a la oficina o casa. Para llevar el trabajo a todas partes y tener el mejor ocio electrónico al final de la jornada. Su precio es desde 1.499 euros más 299 euros (tarjeta gráfica aparte).

Surface Book 2 de Microsoft incluye es un híbrido entre portátil, Tablet y con potencia extra en el teclado.

SURFACE BOOK 2 13,5”

Con un precio de 2.249 euros, es uno de los productos más exitosos de Microsoft en los últimos años es su gama Surface. Una serie de ordenadores y accesorios que ha crecido desde 2012, hasta ser mucho más que un Tablet con núcleo de PC. Porque ahora la gama incluye equipos de sobremesa, ratones y accesorios para el mercado profesional audiovisual. Pero sin dejar de lado las opciones para el hogar.

En el caso de Microsoft Surface Book 2, este puede considerarse un portátil de gama alta. Por integrar procesadores Intel a la última y un apoyo extra. Una unidad de proceso que se integra en el teclado, junto a una batería que aumenta la autonomía. Con esta, la resolución de 3000 x 2000 puntos brilla, sobre todo, con tareas gráficas. Pues la superficie táctil es una de las más solicitadas por artistas visuales que buscan una solución extremadamente portátil.

Microsoft ofrece una solución total, tanto en su modo más ligero, solo la pantalla, como cuando se añade el teclado. Con un precio elevado, pero sin productos que le hagan una competencia directa como conjunto.

Ahora en Portada 

Comentarios