Toma nota

Las mejores torrijas de Madrid: del Horno San Onofre a La Malaje o La Oriental

Pocos ingredientes hacen falta para elaborarlas, pero hacerlas exquisitas no es fácil. Desvelamos en qué pastelerías y restaurantes encontrarlas.

Torrija de crema pastelera - Horno San Onofre
Torrija de crema pastelera - Horno San Onofre

Pan, leche, huevos, canela y una buena sartén con un aceite de calidad son las materias primas con las que preparar el postre más icónico de Semana Santa. Receta de aprovechamiento pretérita, en la que se utilizaba pan de la víspera, bien empapado para que volviera a su punto de jugosidad habitual, la torrija también aportaba un contrapunto fuertemente calórico para sobrellevar el ayuno cuaresmal.

Aunque la torrija, de una forma u otra, lleva muchos siglos entre nosotros y no siempre ha tenido esa vinculación religiosa. De hecho, el relator romano Marco Gavio Apicio ya mencionaba a los primeros antepasados de la torrija en su obra ‘De Re Coquinaria’, donde hace alusión a grandes trozos de pan que se sumergen en leche, se fríen y luego se acompañan de miel.

Más adelante, superada la época de las legiones y la Edad Media, la torrija ganó protagonismo como remedio gastronómico saciente y nutritivo para mujeres en estado de buena esperanza, o para mujeres que habían parido recientemente. Recuperar fuerzas a base de un complejo tan sustancioso como el que forma este dulce parece fácil, razón por la que incluso encontramos de él recetas en la cocina sefardí con las famosas ‘revanadas de parida’.

De ahí la torrija saltó a la escena religiosa, a la que previsiblemente llegó por esas mismas cualidades nutritivas, permitiendo recuperar un pan viejo y aportar al organismo una buena dosis de calorías para sobrellevar la abstinencia y matar el hambre.

Las curiosas torrijas del príncipe de Horno San Onofre - Horno San Onofre
Las curiosas torrijas del príncipe de Horno San Onofre - Horno San Onofre

Ahora, en pleno siglo XXI, cuando estamos más centrados en lo hedonista y menos en calmar el apetito o cumplir con la Cuaresma, la torrija se ha convertido en el dulce objeto de deseo con el que millones de españoles salivan durante la Semana Santa. Aunque también se ha perdido ese componente de temporalidad, encontrándolas todo el año con facilidad, o cuanto menos, entre los meses de febrero y mayo.

Por eso nos lanzamos a la calle para evitar que esta temporada tengas que estar con las manos en la masa, así que aquí te traemos algunas de las mejores representantes de este popular postre por el que Madrid siente devoción. Y no es una frase hecha: según la Asociación de Empresarios Artesanos del sector Pastelería de Madrid (ASEMPAS), se comen anualmente entre 8 y 10 millones de torrijas en la Comunidad, un dato al que seguro contribuiréis después de pasear por nuestra lista.

Horno San Onofre

Una de las pastelerías más castizas de Madrid presume entre sus vitrinas de este best-seller cuaresmal, aunque se venden durante todo el año. Aquí se elaboran con pan bombón –de su propio obrador- , de forma alargada y a base de mantequilla –similar al brioche- que actúa como esponja para absorber la leche. La receta convencional es la más vendida pero este año incluyen dos novedades más golosas: la de crema de pastelera tostada y la del príncipe, que se baña en chocolate.

Horno San Onofre

Calle Mayor, 73

También se encuentra en Calle San Onofre, 3. Calle Hernani, 7. Calle de Hortaleza, 9. Mercado de San Miguel.

Nunos

Con una dosis de innovación pero con mucha materia prima de calidad, la pastelería Nunos también eleva la torrija a la categoría de obra de arte. Aquí destacan las creaciones en las que intervienen los vinos, que se utilizaban en origen como interpretación cuaresmal de la Sangre de Cristo. Razón por la que aquí encontraremos curiosas recetas como la torrija de Rioja con queso y frambuesa, la de Albariño con manzana o la de vermut con crema de yuzu. Si lo prefieres, también puedes apostar por las tradicionales, que no desmerecen la visita.

Pastelería Nunos

Calle de Narváez, 63.
Teléfono: 91 409 24 56.

La Oriental

Ser celíaco no exime de no poder disfrutar de este tradicional dulce. En esta ya clásica pastelería, los intolerantes al gluten o los portadores de la enfermedad celíaca podrán darse un gustazo goloso sin pensar en su dieta. Muy bien fritas y con una cobertura crocante, las torrijas de La Oriental mantienen la jugosidad entre dos texturas perfectamente conseguidas. Opciones con gluten y sin él la consagran como una alternativa gastronómica con la que no fallar sin renunciar al sabor.

Pastelería La Oriental

Calle de Ferraz, 49
Teléfono: 91 559 70 45.

La torrija de pan de molde de Cientotreintaº - Cientotreinta º
La torrija de pan de molde de Cientotreintaº - Cientotreinta º

Cientotreintaº

Una de las panaderías que más está apostando en los últimos años por reivindicar el buen pan se ha ‘sumergido’ también en su propia idea de la torrija. Aquí se prepara con un pan de molde artesanal, que se enriquece con mantequilla, y que ofrece por momentos una textura entre brioche y el pain au lait típico francés. Para conseguir su suave textura se remoja durante la noche en leche fresca, que se aromatiza con especias y cítricos. Ya de mañana se fríen y rebozan con azúcar y canela al modo tradicional.

Cientotreintaº

Calle de Fernando el Católico, 17.
Teléfono: 91 006 70 76.

Latasia

Dejamos las pastelerías para irnos a los restaurantes. El primero es, por méritos recientes, Latasia, el restaurante fusión de los hermanos Hernández, que se ha alzado con el trofeo a Mejor Torrija Tradicional de 2019. El jurado ha valorado que esta torrija no se fríe, sino que se carameliza, por lo que mantiene la textura crocante y un corazón suave pero sin romperse. Además del gusto a vainilla y el contraste salado que ofrece el caramelo con sal en forma de helado con el que se acompaña.

Paseo de la Castellana, 115.
Teléfono: 91 555 93 33.

Torrija caramelizada con helado de caramelo - Latasia
Torrija caramelizada con helado de caramelo - Latasia

Platea

El chef valenciano Ricard Camarena ha dejado su impronta golosa en el espacio Platea con su interpretación de la torrija. En este caso hablamos de un pan de brioche con triple fermentación, que le da un carácter muy esponjoso al bollo, y que se empapa en una infusión de leche, nata, yemas de huevo, azúcar, vainilla, canela y limón. Toda una explosión de sabores que se redondea en el horno para después ser caramelizada y acompañada de un helado de mantecado. El resultado, no apto para enemigos de lo dulce, es tan sabroso como adictivo.

Platea

Calle de Goya, 5 y 7
Teléfono: 91 577 00 25

La Malaje

Manu Urbano le da un toque andaluz al postre, acercándolo a la alta cocina, haciéndola más sutil en su preparación pero cargada de sabor. En este caso la baña en cream, uno de los jereces más dulces, para dotarla de un espíritu cercano al bizcocho que la hace suave en el paladar pero con una intensa explosión de sabor. Innovación, tradición y producto condensados en un postre que no te debes perder en estas fechas.

La Malaje

Calle de Relatores, 20
Teléfono: 91 081 30 31

Torrija abizcochada al cream - La Malaje
Torrija abizcochada al cream - La Malaje

Asgaya

Con un exterior crujiente pero sin una fuerte presencia de aceite, el restaurante asturiano Asgaya apuesta por una torrija que aúna cremosidad y carácter crocante en su superficie, permitiendo al comensal disfrutar de un poderoso combo con el que dejarse sorprender. El conjunto se completa con un toque castizo a base de helado de violetas, que refresca cada cucharada e invita a no dejarse nada en el plato.

Asgaya

Calle del Doctor Fleming, 52.
Teléfono: 91 353 05 87.

Etxeko

Si hay un estrella Michelin que borda la torrija es Martín Berasategui. El chef donostiarra, conocido por sus frecuentes innovaciones en cocina, es también un apasionado del producto tradicional bien entendido. Razón por la que en Etxeko, el restaurante gastronómico que ha abierto en el Hotel Bless Madrid, uno de sus postres estrellas es la torrija. En este caso nos presentamos ante un pan brioche caramelizado, con una crema a base de compota de manzana y un helado de pistacho, que aportan multitud de texturas al plato y que nos permite circular entre contrastes dulces, ligeramente ácidos y especiados en cada bocado.

Etxeko

Hotel Bless Madrid.
Calle de Velázquez, 62.
Teléfono: 91 086 13 78.

La torrija de alta cocina de Martín Berasategui - Etxeko Madrid
La torrija de alta cocina de Martín Berasategui - Etxeko Madrid

Gran Clavel

Clásica, sin alardes pero cargada de sabor es la torrija que propone Gran Clavel, recuperando el espíritu de las casas de comidas castizas en las que los ingredientes de primera calidad son los artífices del éxito gastronómico. Aquí aparece ligeramente tostada tras su paso por la fritura, que no es excesivo pero ofrece dulzor y toques acaramelados al postre, que se acompaña de un suave helado de vainilla con el que refrescar el conjunto.

Gran Clavel

Calle de Gran Vía, 11.
Teléfono: 91 524 23 05.

Ahora en Portada 

Comentarios