Sábado, 14.12.2019 - 02:29 h
Algunas solo tienen un 3% del ingrediente

Mercadona, Alcampo, La Cocinera... ¿Cuál es la mejor croqueta de jamón congelada?

Las recetas tradicionales de las abuelas se han ido perdiendo y antes de comprar cualquier variedad congelada, deberíamos revisar sus ingredientes.

Croquetas
Croquetas

Una ración de croquetas es uno de los platos típicos por excelencia, e irresistible en casa o restaurantes a cualquier hora del día. Y eso que su origen, que aún no está muy claro, apunta a mediados del siglo XVIII en Francia.  La receta surgió como idea para poder aprovechar las sobras de los cocidos y los estofados en una época donde la harina era abundante. Tradicionalmente en España, son de cocido, pollo o jamón, aunque hay muchas más variedades de croquetas.

Con el paso del tiempo, y a pesar de su popularidad, cada vez es más complicado encontrar croquetas realmente caseras. Su elaboración es barata, pero realmente laboriosa. La leche, la harina, el aceite y el jamón son los ingredientes principales de las croquetas de nuestras abuelas, pero las recetas han variados bastante debido a la gran oferta de croquetas precocinadas congeladas. Y no, ni mucho menos están igual de buenas.

Aún así, unas están mejores que otras porque imitan mejor la textura, el sabor, la bechamel y tienen una cantidad aceptable de jamón o carne. La escasez de los ingredientes principales es lo que provoca la falta de sabor auténtico y hace que sean menos saludables, ya que de por sí son un alimento con un alto índice calórico. Y no porque están congeladas, ya que la croqueta, como el resto de alimentos no pierde su sabor ni su calidad si los congelamos de forma correcta.

¿Nos fijamos en la cantidad de jamón al comprarlas?

En las croquetas ultracongeladas encontramos aditivos potenciadores del sabor para engañar a nuestro cerebro y nuestro paladar, porque en realidad, algunas marcas apenas incluyen jamón. Además, hay otros componentes químicos, como en muchos otros alimentos precocinados, que nos invitan a seguir comiendo y que su sabor nos atraiga. En el siguiente gráfico, comparamos la composición de las croquetas caseras y las diferenciamos entre las de jamón y las de jamón ibérico, cuyo precio es bastante más caro, en ocasiones sin demasiados motivos para ello.

La mejor croqueta congelada
La mejor croqueta congelada / Nerea de Bilbao

La mejor croqueta de marca blanca: Carrefour

En los congeladores de Mercadona encontramos una gran variedad de croquetas: jamón, ibérico, pollo, cocido, setas y espinacas. Todas las fabrica la empresa catalana Audens Food bajo la marca Hacendado, unos 600 millones de unidades al año, que también las reparten en bares y restaurantes. Su sabor es tan similar al tradicional, que en algunos locales las venden como si fueran caseras, cuando en realidad no lo son.

En cuanto al porcentaje de jamón, vemos que las croquetas de Carrefour Selección son las que ganan la partida. Están elaboradas con un 15% de jamón curado, leche entera y harina de trigo, aunque su precio es superior, por una cuestión de calidad.  La marca francesa también vende una variedad más básica y económica. También destacan las de El Corte Inglés, con un precio más competitivo y un 14% de jamón.

Variedades de croquetas de Carrefour
Variedades de croquetas de Carrefour / Carrefour

La mejor entre las marcas de congelados: Fridela

En las congeladores encontramos otras marcas especializadas en congelados, como La Cocinera, Antonio y Ricardo o Fridela. Y las vencedoras en este caso son las últimas, con un 15% de jamón, además de leche y harina de trigo entre sus ingredientes, aunque son las más caras con diferencia.

Por contra, las de Antonio y Ricardo apenas alcanzan el 3%, no tienen leche y contienen aceite de palma. Entre sus ingredientes también encontramos carne de cerdo.

¿Qué pasa con las variedades ibéricas?

Entre las analizadas, hay cuatro variedades que se venden como croquetas de jamón ibérico, pero hay que revisar la lista de ingredientes para comprobar si merece la pena. Las de El Corte Inglés, alcanzan un 23%: 11 de jamón ibérico y 12% curado. Las que cuentan con un menor porcentaje son las de Maheso, que apenas tiene un 6% de jamón ibérico.

Las croquetas de Mercadona no tienen entre sus ingredientes jamón ibérico como tal, sino jamón curado y paleta ibérica. Respecto a La Cocinera, hay que destacar que son las croquetas 'receta artesana' de jamón ibérico son las únicas elaboradas con aceite de oliva, aunque esto hace que su precio crezca notablemente, prácticamente el doble que el resto.

SABER MÁS

¿Cuánto engordan las croquetas congeladas?

Según un estudio de la OCU,  100 gramos de croquetas precocinadas congeladas contienen unas 9 kcal más (194 por 183) que las caseras. Además, hay que tener en cuenta que al freír las croquetas, “absorben un 10% de su peso en grasa, lo que supone entre 45 y 90 kcal más”. Lo que marca la diferencia es la calidad de ingredientes que se usen en la elaboración, sobre todo en la fritura. Es importante freírlas con aceite bien caliente y depositarlas sobre papel absorbente para eliminar el exceso de aceite.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING