Viernes, 24.11.2017 - 09:11 h

La DPZ comienza el arreglo de la carretera de acceso a Trasmoz

La Diputación de Zaragoza (DPZ) ha comenzado esta semana el arreglo de la carretera de acceso a Trasmoz, la CV-930, que queda cortada al tráfico desde este martes. Las obras se adjudicaron por 200.000 euros, durarán unos tres meses y permitirán acondicionar una vía provincial de apenas 4,5 metros de anchura que tiene el firme muy deteriorado y que, además, presenta dos curvas muy cerradas que dificultan la entrada al municipio con autobuses.

La DPZ comienza el arreglo de la carretera de acceso a Trasmoz

"En octubre de 2015, el pleno de la Diputación de Zaragoza acordó ceder al Ayuntamiento de Trasmoz los 400 metros de la carretera provincial CV-930 que han adquirido la condición de vía exclusivamente urbana", ha explicado el diputado delegado de Vías y Obras de la DPZ, Francisco Compés, al aclarar que "antes de hacer la entrega vamos a arreglar tanto ese tramo como el resto de la carretera".

La solución adoptada para acondicionar el acceso a Trasmoz se ajusta todo lo posible al trazado actual de la vía, pero ensanchando la calzada hasta los cinco o los seis metros --según las posibilidades de cada tramo-- y dotando a las dos curvas iniciales de un sobreancho que permita el giro de los autobuses.

Asimismo, se reforzará el firme, se levantará un muro de escollera en los puntos en los que el terraplén supera los dos metros, se repondrá la tubería de abastecimiento de agua, se instalará una nueva tubería de evacuación de pluviales y se repondrán los accesos a fincas afectados por las obras.

Los trabajos se adjudicaron a la empresa Compañía de Obras Públicas Hormigones y Asfaltos por 200.000 euros y comenzaron este lunes. Mientras duren las obras, el acceso a Trasmoz deberá hacerse por un camino acondicionado para este desvío. Una vez terminadas, la carretera se reabrirá sin previo aviso.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios