Sábado, 07.12.2019 - 05:05 h

Un niño alemán de 12 años conduce 160 kilómetros para visitar a sus abuelos

Decidió recorrer en coche los 160 kilómetros que separan Limbach-Frohnau de Bamberg, donde viven sus abuelos, con un amigo de 13 años.

Afortunadamente no ocurrió ningún percance y no podrá imputarse ningún delito alniño ya que es menor de 14 años.

Un niño alemán recorre 120 kilómetros para visitar a sus abuelos

En la actualidad las distancias se pueden suavizar gracias a las nuevas tecnologías. Pero en caso de los abuelos todavía es difícil verles completamente adaptados. Por lo que esa distancia puede producir que la nostalgia invada a las personas y se lancen a visitar a sus parientes en coche. Aunque tengas 12 años y vivas a 160 kilómetros de tus abuelos.

Así lo hizo un joven alemán que vive con sus padres en Limbach-Frohnau, que avisó a sus abuelos que iría a verles y tantas eran sus ganas que recorrió los 160 kilómetros acompañado de una amigo de 13 años. Los padres notaron que faltaban tanto el coche como su hijo y avisaron a la policía.

Finalmente llegó a Bamberg sin ningún problema, según Metro. Cuando fue con sus abuelos avisaron a los progenitores de su llegada, que pidieron al niño que no cogiese el coche de nuevo. La policía aseguró que era extraño que no hubiesen sufrido ningún accidente, pero que al ser menores e 14 años no pueden sufrir ningún castigo legal.

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING