Miércoles, 22.11.2017 - 16:16 h

La osezna recogida en Cangas del Narcea permanece en estado débil

La cría de oso recogida este jueves en la zona de Riomolín, en Cangas del Narcea, y trasladada durante la pasada noche a una clínica veterinaria de Oviedo, se encuentra en estado débil. El animal, una hembra de nueve meses, tiene un peso muy por debajo de lo normal: tan sólo seis kilogramos cuando debería pesar 15.

OVIEDO, 20 (EUROPA PRESS)

La cría de oso recogida este jueves en la zona de Riomolín, en Cangas del Narcea, y trasladada durante la pasada noche a una clínica veterinaria de Oviedo, se encuentra en estado débil. El animal, una hembra de nueve meses, tiene un peso muy por debajo de lo normal: tan sólo seis kilogramos cuando debería pesar 15.

La guardería de la Dirección de Recursos Naturales, tras recibir el aviso, estuvo vigilando a la cría y a su madre, que estaba con ella. Todo apunta a que la osezna sufrió una caída como consecuencia de la debilidad de su estado, dado que tenía una luxación de cadera previa.

Durante la vigilancia a la que estuvieron sometidas la osa y su cría en el día de ayer en los montes de Cangas del Narcea, la guardería detectó que la osezna se movía muy poco y, dado que la madre se había alejado de la cría lo suficiente como para acercarse, pudieron capturar al ejemplar. Debido a su estado de debilidad física no opuso ninguna resistencia.

Durante la noche, ya en la clínica veterinaria, el animal ha sido hidratado y está recibiendo los cuidados oportunos. En estos momentos, aún es aventurado decir cuánto tiempo tendrá que pasar para la recuperación física del animal, si se podrá afrontar una operación de cadera y cómo será su reintroducción en su hábitat. "Cualquier tipo de decisión se tomará de acuerdo con el criterio que aconsejen los científicos y expertos en osos", ha manifestado este jueves la directora general de Recursos Naturales, Fina Álvarez Murias.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios