Miércoles, 22.11.2017 - 00:19 h

Comienza el plan de regeneración del arbolado en la Colonia del Manzanares ante el riesgo de caídas de ramas y árboles

El área de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid ha iniciado un plan de regeneración del arbolado en la ribera del Manzanares, en el tramo comprendido entre el Puente de los Franceses y el inicio de Madrid Río, debido al elevado riesgo de daños para personas y bienes por caída de ramas o árboles.

Según ha informado el Consistorio en un comunicado, en la zona hay 2.604 árboles, de los cuales el 75 por ciento está envejecido o afecta a las fachadas de los edificios. Se van a talar 502 ejemplares que serán sustituidos por nuevas plantaciones y también habrá mejoras en las zonas verdes contando con las propuestas de los vecinos.

La zona beneficiada comprende el barrio y la Colonia de Manzanares, un entorno ribereño de gran valor ecológico y ambiental que pertenece al distrito de Moncloa-Aravaca. Está formado por viviendas unifamiliares y edificios en altura separados por amplios espacios ajardinados, lo que implica una gran utilización de las zonas verdes por parte de la ciudadanía.

En la actualidad, hay 2.604 árboles plantados, cuyas especies más comunes son las sóforas (25 por ciento), arces (13 por ciento) y tuya, de la familia de los cipreses (12 por ciento).

Hay 1.094 árboles con algún tipo de riesgo (el 42 por ciento de los ejemplares). Se ha decidido la tala urgente de 502, irrecuperables, y una poda de rebaje y mantenimiento para el resto, de los que ya se han realizado actuaciones en 476. Estas actuaciones ya han sido presentadas a la Junta Municipal de Moncloa-Aravaca y a la Asociación de Vecinos Manzanares-Casa de Campo para que los ciudadanos afectados tuvieran información de primera mano.

Una vez retirados los árboles se procederá a la extracción de las raíces y al cambio de sustrato para dejar preparado el terreno para la plantación, que se realizará en la campaña que comienza en noviembre. Se van a reponer todos los alcorques excepto aquellos en los que es inviable esta actuación, debido a la proximidad de fachadas, estrechez de aceras o excesiva densidad.

En una primera fase, se van a plantar 237 ejemplares, pertenecientes a 15 especies diferentes como arces, fresnos, árbol del ámbar, paulownia o kiri, ciruelos, perales de flor, plátanos de sombra y shofora japónica o acacia del Japón, entre otros. En una segunda fase, se contempla la plantación de más árboles y la regeneración de zonas verdes, que incluirá mejoras de la red de caminos, reposiciones sostenibles o instalación de riego automático.

Ahora en portada

Comentarios