Jueves, 18.07.2019 - 07:13 h

Mariam Suárez retrasó la quimio por su hijo y el cáncer le ganó la batalla

  • Mariam soportó 11 años de lucha contra el cáncer tras haberse sometido a masectomías, tratamientos de quimioterapia y autotransplantes.
  • Su hermano explicó que los médicos pudieron evitar que su hermana sufriera fuertes dolores.
Mariam y su padre Adolfo Suárez.

Mariam Suárez, la hija del expresidente del Gobierno, Adolfo Suárez, falleció el 7 de marzo de 2004 a consecuencia de un cáncer en la meninge.

Llevaba once años luchando contra un cáncer de mama que le habían detectado cuando estaba embarazada de su segundo hijo, Fernando.

Mariam era abogada y se casó en 1988 con un economista, Fernando Romero. Juntos se trasladaron a Nueva York y al volver, después de un año, nació su primera hija, Alejandra.

En 1993, estando embarazada de su segundo hijo, le diagnosticaron un cáncer de mama con metástasis en el hígado, pulmón y cerebro. Mariam, de 29 años, decidió dar de lado el tratamiento al que tenía que someterse para salvar la vida de su hijo, que finalmente nació sano y salvo.

En un principio, los médicos le dieron una esperanza de vida de tres meses. Sin embargo, aguantó 11 años más tras haberse sometido a masectomías, tratamientos de quimioterapia y autotransplantes. Fue un ejemplo de superación a seguir para muchos ya que poco a poco iba consiguiendo hacerle frente a la batalla del cáncer.

La misma Mariam escribió un libro: "Diagnóstico: cáncer, mi lucha por la vida", en el que con prólogo de su padre Adolfo Suárez, relata su enfermedad a lo largo de 200 páginas. El libro se convirtió en el año 2000 en uno de los más vendidos y posteriormente publicó cuatro discos compactos donde narraba con su propia voz su lucha contra el cáncer.

Las declaraciones de su hermano, Adolfo Suárez Illana a diversos medios de comunicación del momento fueron: "Mi hermana ha fallecido con la misma dignidad y serenidad con la que ha peleado durante once años". También explicó que los médicos pudieron evitar que su hermana sufriera fuertes dolores y que "estuvo en todo momento rodeada de su familia, de la que pudo despedirse".

En una de sus últimas declaraciones públicas que pudo recoger el periódico El País con motivo de la presentación de su libro aseguraba que "ante el diagnóstico de una enfermedad la calidad de vida es mucho mayor luchando que si lo pasas aterrado debajo de una mesa".

Según el parte medico de la Clínica de la Luz de Madrid, Mariam Suárez ingresó el 25 de febrero de 2004 con carácter de urgencia padeciendo un carcinoma de mama con una carcinomatosis meníngea. A las 13:30 del 7 de marzo fallecía por parada cardiorespiratoria.

Su madre, Amparo Illana Elórtegi, falleció, también de cáncer, el 17 de mayo de 2001, a los 66 años de edad.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios