Nuevas oportunidades

Razones para cambiar de trabajo: desde tener un mayor sueldo a conciliar más

Un reciente estudio desvela que el 30% de los españoles se plantea un nuevo rumbo laboral durante la pandemia, a pesar de los riesgos que pueda entrañar.

Persona haciéndose una cuenta en la app de LinkedIn.
Razones para cambiar de trabajo: desde tener un mayor sueldo a conciliar más.
Canva.

"Virgencita, que me quede como estoy". Desde que comenzara la crisis del coronavirus, uno los mayores temores de los españoles ha sido perder el empleo -quienes no lo han hecho ya-, por lo que cambiar de trabajo se ha descartado en la mayoría de los casos. O, al menos, se ha pospuesto hasta que mejoren las condiciones del mercado laboral. Sin embargo, un reciente estudio revela que, a pesar de este escenario adverso, con más de cuatro millones de desempleados, hay más gente de lo que pensamos que desea cambiar de empresa.

En concreto, el 30% de los empleados españoles se plantea en estos momentos cambiar de trabajo de cara a los próximos 12 meses, en el contexto de la pandemia mundial de la Covid-19, según revela el informe 'Securing the Future of Work' de Kaspersky. Las dos principales razones que alegan son aspirar a recibir un salario más alto (45%), así como mantener un mejor equilibrio entre la vida laboral y la personal (40%)

Esto evidencia que, a pesar de la incertidumbre del mercado laboral, las personas siguen teniendo ambición... por dejar una empresa que no las valora. Aunque uno de cada dos españoles encuestados preferiría permanecer en su puesto actual (50%), muchos empleados se plantean reconfigurar su jornada laboral para adaptarla mejor a su vida personal. Durante los confinamientos y con el teletrabajo han tenido más tiempo para reflexionar sobre el desarrollo futuro de su carrera laboral, así como actualizar sus conocimientos o realizar nuevos aprendizajes.

Después del salario y la comodidad personal, dedicarse a un trabajo que les permita disfrutar más es la tercera razón más importante aducida (39%), por delante de reducir el estrés o la carga de trabajo (32%) o de desempeñar una función con mayor trascendencia y sentido (28%). Puede que los acontecimientos de 2020 hayan permitido a los empleados replantearse su trabajo actual, darse cuenta del valor de su tiempo y repensar a qué quieren dedicarlo.

La situación de pandemia y el replanteamiento de los deseos y capacidades por parte de los trabajadores está perfilando ya una nueva realidad laboral. Gracias al teletrabajo, los empleados de todo el mundo se han visto obligados a aprender a trabajar de forma más flexible y responsabilizarse de mantener la fiabilidad y seguridad del entorno de trabajo. Por eso, otra de las conclusiones del estudio es que aquellos que apliquen estos valores tendrán una ventaja competitiva a los ojos de los empleadores.

Como en cualquier otro año, durante el primer trimestre la revisión salarial de los empleados está a la orden del día. Los españoles ocupados esperan no sólo un aumento de sueldo, sino que además éste sea significativo. Es decir, que no les reste poder adquisitivo y les permita además ahorrar o amortizar gastos. En algunos casos, el resultado final de la negociación será relevante para tomar decisiones. ¿Trabajar para conseguir un ascenso en la empresa? ¿Buscar una posición superior en otra empresa? ¿Incluso encontrar una oportunidad similar misma mejor pagada? ¿Cambiar el rumbo profesional?

En este sentido, un estudio elaborado el año pasado por InfoJobs revelaba que el 79% de la población ocupada española consigue un aumento de salario significativo dentro de la empresa en la que trabaja, mientras que uno de cada cinco (21%) lo consigue haciendo un cambio de empresa. Según los datos del estudio, el 25% de los más jóvenes (de 16 a 29 años) consiguen el aumento deseado cambiando de empresa, frente al 21% del total de población ocupada.

Mostrar comentarios