Miércoles, 20.03.2019 - 11:03 h
No quieren que te vuelvas adicto

La razón única por la que Google y Apple desean que uses menos tu teléfono

Primero fue Google e inmediatamente después le siguió Apple en una cruzada en pos de la salud del usuario, pero ¿qué hay detrás de esta estrategia?

No cabe duda de que mucha gente está enganchada al móvil. / Pexels
No cabe duda de que mucha gente está enganchada al móvil. / Pexels

Las tecnologías nos tienen atrapados, en muchos de los casos llegando a generar verdaderos problemas. La nueva realidad se soporta a través de dispositivos móviles que nos ocupan una gran parte del día y que provocan conductas poco compatibles con una cotidianidad salubre. Recientes estudios hablan de la adicción al móvil con unos números que asustan

La adicción al móvil también ha generado una nueva enfermedad, la enfermedad del siglo XXI. Hablamos de nomofobia, o lo que es lo mismo, miedo a no tener el móvil. El término viene del inglés No Mobile Phone Phobia y sus síntomas asustan al leerlos por lo que le toca a cada uno, como relata este artículo.

La sabiduría de los grandes

Nir Eyal, en un artículo para 'Medium', ha dado en el clavo. “Apple y Google están facilitando a los consumidores este recorte del uso del teléfono porque les interesa hacerlo. Lo que es bueno para el usuario también es bueno para los resultados de estas compañías. Apple y Google no quieren que te vuelvas adicto. La adicción es un comportamiento nocivo y compulsivo”, dice.

Esto es así, ellos prefieren que generes hábitos saludables con sus dispositivos digitales.

¿Interesa realmente crear adictos? / Pexels
¿Interesa realmente crear adictos? / Pexels

La salud y la seguridad por encima de todo

Por eso ahora llega esta lluvia de aplicaciones ideadas para controlar las tecnologías. Herramientas para ayudarnos a controlar cuánto tiempo pasamos en línea, desactivar el acceso a ciertos sitios y reducir la distracción digital.

“Apple y Google tomaron nota de lo que querían los consumidores y decidieron incorporar estas características como estándar, tal como lo hicieron los fabricantes de automóviles con los cinturones de seguridad en los años cincuenta”, asegura Eyal. Hay una cosa clara: les interesa hacer que sus productos sean menos dañinos para la población.

Una escalada que nos beneficia

Cuando un producto es nocivo para la salud, los consumidores dejan de usarlo, salvando excepciones, claro está. Por eso, la bondad de los dos gigantes se queda en agua de borrajas frente a un despliegue de 'marketing' en aras de los beneficios más severos.

Por eso, como dice Eyal, “la pelea característica entre estos dos rivales tecnológicos beneficia a todos. El movimiento para ayudar a los usuarios a crear hábitos saludables con sus dispositivos es un ejemplo de cómo la competencia mejora los productos”. Las empresas de tecnología están tomando medidas para ayudarnos a controlar el uso excesivo del teléfono móvil. Bien. Ahora es el momento de utilizar estas funciones, abrocharnos el cinturón y conducir estos dispositivos con toda la precaución que podamos.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios