Miércoles, 16.10.2019 - 17:24 h
Evitar las distracciones

Los 3 trucos de Nikola Tesla con los que ejercitar la mente y ganar inteligencia

El inventor era una persona culta, hablaba varios idiomas y no le gustaba perder el tiempo, por eso dicen que nunca tuvo ninguna relación amorosa

Inteligencia Nec Otium
Los tres trucos de Nikola Tesla con los que ejercitar el cerebro ganar inteligencia

¿Conoces la frase 'se me ha encendido la bombilla'? La luz es sinónimo de grandes ideas... y no es para menos. El inventor Nikola Tesla realizó enormes avances en el campo de la electricidad y, como muchos de los grandes genios, también el ingeniero tenía una personalidad peculiar y asombrosa al mismo tiempo. Según las crónicas, Tesla apenas dormía dos horas diarias, pero tomaba varias siestas durante el día... además, algunas voces aseguran que nunca mantuvo relaciones amorosas para no perder el foco en lo importante, ya que las consideraba una "distracción". Mirar a grandes mentes como la suya puede darte las claves para entrenar a tu cerebro y ganar inteligencia.

Zat Rana, en un artículo para Quartz, afirma que la característica más fascinante de Tesla era "la habilidad que poseía para visualizar sus inventos con tal precisión que a la hora de construirlos no se apoyaba de ningún dibujo y acertaba a la primera".  Aunque no renuncies al amor ni dejes de dormir por las noches hay ciertos hábitos, como la forma en que Tesla enfocaba sus pensamientos, que sí pueden ayudarte a ejercitar la mente y ser más productivo en tus objetivos diarios.

Esta precisión puede explicar cómo innovó y revolucionó el siglo XX ya que son las personas como Tesla, aquellas capaces de omitir las distracciones, las más efectivas a la hora de trabajar con las limitaciones inherentes a nuestra condición de humanos. Por eso, desde La Información, hemos recogido las tres claves del ingeniero que te ayudarán a mejorar tu rendimiento y superar tus capacidades:

La lógica visual de la realidad 

"No hay mucho que podamos hacer, nuestros sentidos simplemente no pueden capturar todo nuestro entorno. Del mismo modo, no tenemos forma de garantizar que procesemos todo lo que capturan", añade el autor. Sin embargo, para estas limitaciones hay una solución. K. Anders Ericsson concluyó en un estudio que "todos los expertos crean representaciones mentales de sus movimientos y después los construyen en la vida real". El hecho de que puedan interactuar con la realidad de esta manera les permite "capturar lo más que se pueda de la realidad y lograr lo que se quiera".

En el artículo citado, el autor afirma que "la visión es el sentido con más potencial". "Si bien el lenguaje está restringido por su naturaleza estática, la fluidez de la visión captura aspectos lógicos de la realidad que se nos escapan cuando simplemente pensamos en las palabras". "Lograr esto no es tan fácil como parece", añade. El autor recomienda "crear modelos mentales que tengas el la cabeza y recrearlos por medio de la práctica hasta que se vea una mejoría". Lo ideal sería que, como un deportista de élite puede imaginarse el siguiente tiro o el próximo gol, una persona pueda aplicar estos 'atajos' en su día a día y tomar mejores decisiones.

Una representación universal

Nuestra mente no puede asimilar todo lo que le rodea, por eso, generalmente su foco se concentra en lo que considera (o lo que le ordenamos) que es más importante. La misma persona, en diferentes situaciones, también puede cambiar su nivel de atención. Por ejemplo, un golfista no recoge la realidad con el mismo detalle cuando está en el campo que cuando sale a hacer la compra.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios