Todas cotizan en positivo en 2019

Los bajistas repliegan en constructoras tras las subidas en bolsa... salvo en ACS

Ako Capital aumentaba sus posiciones cortas en la empresa presidida por Florentino Pérez mientras Marshall Wace y Melqart reducían en otras. 

Presencia de los bajistas en las constructoras

Las constructoras comienzan a 'purgar' algunos de los errores del pasado y muchas están acometiendo un adelgazamiento de su deuda para sacar lustre de su negocio. ACS la ha reducido a cero, a la espera de la compra de Abertis, tras vender Urbaser; OHL ha hecho lo mismo tras desprenderse de su área de concesiones; Sacyr, que la sigue teniendo elevada, ha vendido su participación en Itinere y FCC ha hecho lo propio con Aqualia. 

Todos estos movimientos se reducen a tratar de rebajar (e incluso liquidar) su deuda y el mercado lo está teniendo en cuenta. Todas registraban subidas durante este año y, a excepción de FCC, lo hacen por encima de la bolsa española. Sobre todo en el caso de OHL, que se dispara un 60%, mientras que Sacyr lo hace en un 27%. Casi el doble que ACS, la única de todas ellas que aún permanece en el Ibex 35. 

Los bajistas no son ajenos a este escenario pero ven una 'oveja negra' en el sector: ACS. La empresa presidida por Florentino Pérez ha visto como Ako Capital afloraba la pasada semana un 0,52% del capital en posiciones cortas y su anterior porcentaje databa del 3 de abril de 2017 y ascendía hasta el 0,45%. No obstante, su participación podía ser mayor o menor ya que la CNMV cambiaba su normativa y únicamente están obligados a notificar posiciones que superen el 0,5% del total de acciones. 

Los analistas de Banco Santander, en su último informe sobre ACS de hace casi un mes, destacaban el crecimiento de la cartera de proyectos y su buena evolución en España tanto en construcción como en servicios industriales. No obstante, había aspectos negativos para la constructora como son "las partidas financieras, con inversiones que ascendieron a 420 millones, debido a una mayor inversión en joint ventures de concesiones y proyectos de energías renovables, la caída de ingresos en México (35% interanual) por la debilidad del contrato de Pemex y el aumento de los 'activos disponibles para la venta', desde 1.000 a 1.800 millones de euros que, aunque podrían atribuirse a los activos asignados a ZeroE, nos hubiera gustado ver más claridad en la publicación de resultados". 

En Sacyr, al contrario que en ACS, se ha producido un gran repliegue del que hasta el 11 de junio era su mayor bajista. Oceanwood Capital Management Limited ha recortado sus posiciones de capital en casi medio punto, al pasar del 1,31% al 0,87%. El 'hedge fund' repliega velas tras la fuerte subida de la acción durante este año y lo hacía días antes de la celebración de la junta general de accionistas de la firma. Este jueves el presidente de la constructora, Manuel Manrique, ponía fechas 'posibles' para la resolución de los arbitrajes que tiene abiertos alrededor de la obra del Canal de Panamá y esperan recibir la primera de las resoluciones durante el primer semestre de 2020. De hecho, señalaba que "lo que venga, será bueno". 

En OHL los bajistas parecen haberse puesto de acuerdo. Durante este mes Marshall Wace, uno de los grandes 'hedge funds' de la bolsa española, reducía su peso del 1,38% al 1,29%, su nivel más bajo desde junio del curso pasado. Por su parte, Melqart Asset Management hacía lo propio y rebajaba sus posiciones cortas una décima, hasta el 1,68%. Todos ellos ahuyentados por las fuertes subidas de la compañía presidida por Juan-Miguel Villar Mir, que se sitúa entre las diez más alcistas de toda la bolsa española. 

El mercado ha visto con buenos ojos el nombramiento de José Antonio Fernández Gallar como consejero delegado tras la salida de Juan Osuna. En su nombramiento, la propia constructora señalaba que deberá liderar la nueva etapa como "empresa de construcción y promoción de concesiones de menor dimensión, focalizada en la rentabilidad y la generación de caja", tras las recientes desinversiones. 

Por su parte, FCC es la única que se libra de la presencia (notificada) de algún bajista, según los registros de la CNMV. De todos modos, esto no significa que no los haya pero sí que en caso de haberlos poseen menos de un 0,5% del capital. Los resultados presentados en el primer trimestre por la compañía fueron positivos: su beneficio neto se situaba en los 72,4 millones, un 43,8% más que el año anterior, gracias al menor gasto financiero que soporta al recortar su deuda y la mayor aportación de sus participadas. Además, sus ingresos se elevaban un 7,9%, hasta los 1.437,7 millones, con crecimiento en todas las áreas pero, sobre todo, en construcción.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios