Miércoles, 14.11.2018 - 13:02 h
Se dispara un 10% en la apertura

Berkeley se defiende de los rumores: el plan de su mina de uranio sigue en pie

El Consejo de Seguridad Nuclear no es el origen de las especulaciones sobre la negativa del Gobierno a su proyecto, según un hecho relevante a la CNMV

Instalaciones de Berkeley en Salamanca.
Instalaciones de Berkeley en Salamanca. / EFE

La minera australiana Berkeley no ceja en su empeño de abrir en Retortillo (Salamanca) la mayor mina de uranio de toda Europa. Los rumores sobre la posibilidad de que el Gobierno de Pedro Sánchez vaya a denegar los permisos necesarios para que el proyecto salga adelante y el consiguiente castigo en los mercados, han llevado a la compañía a reforzar sus comunicaciones a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), con el fin de generar algo de certidumbre entre los inversores.

La última comunicación ha sido un hecho relevante enviado esta misma mañana en el que la firma asegura que el Consejo de Seguridad Nuclear niega ser el origen de todas esas filtraciones.​ Conocida esta noticia, los títulos de la minera se disparan un 10% en el mercado continuo español hasta los 0,20 euros.

Estas filtraciones sobre una eventual negativa del Ejecutivo a su inversión en Retortillo (a 50 kilómetros de la frontera con Portugal) no sería el primer traspié de la compañía en España. La CNMV ya alertó este verano sobre el anómalo comportamiento en Bolsa de las acciones de Berkeley Energía. Este hecho había alimentado los recelos del Gobierno sobre el plan de la empresa para explotar su mina.

Según los cálculos de Berkeley y, siempre que el Gobierno no acabe de un plumazo con sus planes, el grupo invertirá 250 millones de euros en la provincia de Salamanca los próximos años. Con esta inversión prevé crear más de 2.500 empleos directos e indirectos. Hasta la fecha la australiana ha invertido más de 70 millones de euros en la zona.

El expediente de Berkeley en Salamanca fue uno de los primeros que llegó a las manos del secretario de Estado de Medio Ambiente, Hugo Morán, para su análisis y cuenta oposición de la mayoría de los partidos en el Congreso. No es un secreto que el Ejecutivo de Pedro Sánchez no es partidario de la energía nuclear y pretende cerrar las centrales a medida que cumplan con su vida útil.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios