Miércoles, 11.12.2019 - 00:32 h
Oughourlian reacciona y sube al 29,8%

Slim emerge en Prisa para superar el 5% del capital y pone de los nervios a Amber

El multimillonario mexicano ha cobrado presencia de forma oficial en la editora española pero seguirá incrementando su participación.

Carlos Slim y Esther Alcocer Koplowitz en el último 'investors day' de la compañía.
Carlos Slim y Esther Alcocer Koplowitz, de FCC. / José González

Se avecina tormenta accionarial. Después de años ‘oculto’ bajo la sombra del 3% -el límite que obliga en España a revelar en CNMV la presencia de un accionista significativo-, el multimillonario mexicano Carlos Slim Helú acaba de hacer oficial su presencia en Promotora de Informaciones (Prisa), editora de 'El País, As, Cadena Ser, Los 40 Principales' o la editorial 'Santillana', entre otros negocios. La noticia, adelantada  por ‘La Información’, sobre su posición al 4,3% ha dado la vuelta al mundo y ha obligado al mayor accionista (Amber) a mover ficha.

Ahora bien, Slim no pretende quedarse en ese 4,3% sino que está buscando más paquetes de acciones para superar el 5% del capital de la compañía española, según explicaron fuentes financieras a ‘La Información’. El objetivo es consolidar el ‘núcleo duro de accionistas’ que lidera Santander (4,1%), Telefónica (9,4%), Rucandio (7,6%) junto a los compatriotas de Slim que ya estaban en el capital de Prisa: Carlos Fernández (4%) y Roberto Alcántara Rojas (5%).

Oughourlian reacciona

En conjunto, se trata de un grupo de accionistas que supera el 30% del capital de la compañía que preside Javier Monzón y mantiene a raya todavía al ‘hedge fund’ Amber Capital, liderado por Joseph Oughourlian, José de la Rosa y Olivier Fortessa. El ‘hedge fund’ británico se vio sorprendido por el movimiento de Slim tras la compra de 8 millones de acciones al jeque Khalid Thani Abdullas Al-Thani, miembro de la familia real de Qatar, que todavía controla algo más del 5% de Prisa.

De hecho, la compra del grueso del paquete por Slim se ha realizó el pasado lunes 23 de septiembre. Amber Capital, que se mantiene al borde del límite de legal del 30% que le obligaría a lanzar una opa sobre Prisa, pulso el botón de alarma la semana pasada y dio orden de acumular acciones todos los días. Del 24 al 27 de septiembre, el ‘hedge fund’ de Oughourlian se hizo en mercado con unos 227.700 títulos, valorados en casi 300.000 euros, hasta elevar su posición del 29,7% al 29,8% de Prisa.

Sin embargo, el mercado está completamente seco de acciones de Prisa, según aseguran fuentes del mercado a este diario y los volúmenes de negociación son exiguos: apenas 230.000 euros diarios. Otros dos ‘hedge funds’ han aterrizado este año en el capital de la compañía con paquetes relevantes: Melqart, con el 3,3%, y Polygon, con el 1%, del especialista en este tipo de escenarios Reade Griffith.

Precisamente, el aterrizaje a comienzos de septiembre del fondo de Griffith ha atraído la atención de Slim, que ha sufrido en su propias carnes la actividad de este ‘hedge fund’ en la inmobiliaria Realia. Polygon y Blackwell, otro fondo asesorado por Griffith, turbaron el sueño de los ejecutivos de Slim en España al bloquear los planes para excluir de bolsa la inmobiliaria. El magnate mexicano controla un 34% de forma directa en Realia y otro 37% a través de FCC, la constructora a la que rescató de la quiebra y ha ayudado a reflotar. Sin embargo, los fondos de Griffith reunieron algo más del 11% de Realia a finales de 2018 y han ejercido de inversores activistas exigiendo una mejora de la opa que no llegó.

La entrada de Slim en Prisa se produjo por primera vez en 2011, cuando superó el 3% del capital en lo peor de la crisis de la compañía y cuando todavía no estaba clara la supervivencia del grupo. Sin embargo, el continuo proceso dilutivo de la compañía de medios -fruto de los canjes de deuda, warrants y emisión de nuevas acciones- volvió a sumergirle por debajo del 3%. La compañía de medios ha realizado más de 50 ampliaciones de capital desde que tuvo que ser rescatada en 2008.

La llegada de Slim, a través de su sociedad de cartera Inversora de Carso SA de CV, supone toda una declaración de intenciones para el inversor que rescató a The New York Times en 2008 de un aciago final. La familia Schulzberger acogió la llegada del mexicano como un verdadero salvavidas después de que tuviesen que lidiar durante años con el gestor de 'hedge funds' Philip Falcone (Harbinger Capital), el mayor accionista del Times hasta que llegó Slim. Todo un 'deja vú' para él con Prisa.

El dueño de América Móvil, FCC, Realia y primer accionista del Times neoyorquino -aunque su posición se ha ido reduciendo desde el 17% a menos del 10%- cuenta en su haber con otro rescate que no pocos recuerda en Wall Street. En 1997 fue la pareja inversores elegida por Microsoft y Bill Gates para atender a la petición de auxilio que lanzó Steve Jobs para salvar a Apple. Slim colideró entonces una inyección de capital de unos 150 millones de dólares en el entonces fabricante de ordenadores. Lo que vino después es historia.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING