Miércoles, 08.04.2020 - 21:17 h
Cuarto mayor accionista

Davidson Kempner apuesta 60 millones en BME por una replica a la opa de SIX

El ‘hedge fund’ estadounidense, a través de su filial irlandesa Burlington Loan Management, aflora un 1,95% del capital de Bolsas y Mercados.

Sede de Six Group en Zurich.
Sede de Six Group en Zurich. / L. I.

Uno de los grandes ‘hedge funds’ de Wall Street ha puesto sus ojos en Bolsas y Mercados Españoles (BME) con una apuesta significativa por la evolución de la empresa en bolsa. Para muchos llega tarde después de la empresa española registrase una subida cercana al 40% tras el lanzamiento de la opa de SIX Group a 34 euros por acción. Para otros, no.

Davidson Kempner Capital, a través de su fondo irlandés Burlington Loan, se ha hecho con el 1,95% del capital de BME, convirtiéndose en el cuarto mayor accionista del grupo, según el registro de participaciones de la CNMV. Supera en porcentaje al nipón Nomura Holdings, que actúa de intermediario para un gran inversor no identificado, así como a la gestora de fondos Blackrock o Corporación Financiera Alba, el holding de la familia March, que tiene el 12% del capital y voto en el consejo.

La posición se articula al 100% a través de derivados financieros. Thomas Jr. Kempner, que declara la participación en representación de su fondo, señala al supervisor que ha contratado ‘swaps’ (permutas) equivalentes a ese porcentaje de la empresa rectora de las Bolsas de Madrid, Barcelona, Valencia y Bilbao. Las acciones de BME cerraron este jueves en bolsa con una caídas del 0,45%, hasta los 35,7 euros.

La apuesta apalancada de 60 millones en BME se produce pese a que la compañía cotiza un 5% por encima del precio que ha puesto sobre la mesa el consorcio suizo de bolsas. Mientras tanto, Euronext estudia presentar una contraoferta como ha reconocido públicamente su consejero delegado, como también lo medita Deutsche Börse.

La posibilidad de una guerra de ofertas ha llevado a algunos inversores como Davidson Kempner a posicionarse. El ‘hedge fund’ estadounidense tiene una experiencia reciente en el mercado español.  En 2018 mantuvo una participación relevante del 4% -también a través de Burlington- en la concesionaria Abertis, que fue objeto de una guerra temporal de opas entre ACS y Atlantia, aunque finalmente terminaron pactando la paz para el control del grupo y trocearon algunos activos como la venta de Hispasat a Red Eléctrica; y de Cellnex a los Benetton.

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING