La CNMV aprueba la opa

El lado oculto de Piolin: un consejero de Parques Reunidos estaba a sueldo de EQT

Dag Erik Johan Svanstrom, consejero independiente de Parques Reunidos desde abril de 2016trabaja para el inversor principal de Piolin desde 2018.

Parque Warner, uno de los 60 centros de Parques Reunidos.
Parque Warner, uno de los 60 centros de Parques Reunidos. / L. I.

Es una de las operaciones con más intereses cruzados de los últimos tiempos. Parques Reunidos (PQR), el gestor de recintos de ocio como Faunia, Zoo de Madrid o Parque Warner, volverá a dejar de cotizar en bolsa por segunda vez en los últimos quince años. Fue excluida en 2004 tras una opa del fondo Advent y regresó en abril de 2016 de la mano del fondo Arle, que se quedó con los activos de otro fondo (Candover). La empresa de ocio sigue los pasos de Telepizza, que también ha sido excluida después de tres años cotizando.

Tanto Parques Reunidos como Telepizza han escrito dos de los peores capítulos de las OPVs en España. Se vendieron a un precio más alto de lo que han pagado ahora sus compradores. Ambas salen del parqué con descuento, por la puerta de atrás y provocando algún sonrojo en los reguladores. La opa de Parques Reunidos, al igual que la de Telepizza, tiene en la familia March (Corporación  Alba) a uno de sus principales coinversores. En la pizzera participan  KKR, Safra y Torreal.

Al igual que en la anterior, la operación se ha gestado por los propios accionistas de control de la empresa, en este caso Corporación Alba (23% de Parques Reunidos) y GBL (21%), una sociedad de los herederos de los multimillonarios Albert Frére y Paul Desmaires. El inversor principal de Piolin una vez se consume la operación será EQT, un fondo de capital riesgo sueco participado en un 23% por Investors AB y por 66 inversores individuales que son partícipes de sus fondos.

Las sombras de concertación han sobrevolado la operación, pero finalmente la CNMV ha visto todo correcto y ha aprobado la opa. Tanto EQT como Corporación Alba como GBL descartan que sea una acción concertada, aunque dos de ellos controlan actualmente más del 44% del capital. La documentación enviada a la CNMV también detalla otro hecho singular: uno de los consejeros independientes de Parques Reunidos está a sueldo del fondo EQT. Se trata de Dag Erik Johan Svanstrom, consejero independiente de Parques Reunidos desde abril de 2016 y que desde diciembre de 2018 trabaja para EQT como asesor y socio de su división de ‘venture capital’, según describe la propia firma nórdica.

El gigante sueco justifica esta cuestión en el hecho de que su labor se ciñe al fondo EQT Partners UK Advisors II LLP no extendiéndose actualmente, por tanto, los servicios de asesoramiento al área de infraestructuras que se encarga de la compra de Parques Reunidos. En concreto, “ni al EQT Infra IV, ni a Piolin I, Piolin II ni a la sociedad oferente, ni respecto a materias o cuestiones relacionadas con Parques Reunidos”, según explican a la CNMV sobre la posición de Svanstrom, que ha tenido acceso durante todo este tiempo a las informaciones sobre la opa que han llegado al consejo de Parques.

Pactos accionariales

Otro de los puntos oscuros de la entrada de Piolin en Parques Reunidos es el movimiento de acciones previo a la opa mediante pactos accionariales que se extenderán, incluso, cuando se liquide la opa. El éxito de la oferta está garantizado después de EQT se haya hecho en mercado con cerca del 9% del capital, porcentaje que sumado al 23% de Corporación Alba y el 21% de GBL sitúan a Piolin con una participación del 53%. El desembolso total en la opa por ese 47% ascenderá a unos 525 millones de euros.

A finales de abril, los tres grupos firmaron un contrato que les impedía adquirir acciones en bolsa, aunque el pasado 4 de modificaron ese ‘bid agreement’ para permitir a EQT comprar las acciones en bolsa a varios fondos de inversión. En total, el fondo sueco se ha hecho con el 5,8% del capital de Parques Reunidos con acuerdos bilaterales con firmas españolas como Gesconsult, Trea AM, Rural Caja y, sobre todo, con el fondo Pelham Capital, dueño del 4,5% de las acciones hasta el pasado 5 de julio. En el caso de que la oferta final por Parques Reunidos se eleve antes de doce meses, estos inversores serán compensados.

Los nuevos dueños de Parques Reunidos (EQT, bajo la dirección de Asís Echániz es el inversor principal) prevén acelerar el crecimiento de la compañía con una inversión de unos 55 millones de euros anuales, aunque centrarán el tiro en las adquisiciones que supongan entre el 5% y 7,5% del Ebitda de Parques en los últimos doce meses. EQT, con más de 40.000 millones de euros en activos bajo gestión en 29 fondos distintos, comenzó a operar en España en 2011 con la adquisición de Parkia y posteriormente abrió oficina en Madrid en 2015. Desde entonces, otras operaciones en la región incluyen Igenomix, Adamo e Islalink.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING