Miércoles, 18.09.2019 - 01:36 h
Para plantar cara a la opa de Fridman

El expresidente de la ONCE se suma a la búsqueda del 'caballero blanco' para Dia

El empresario velará por "defender los intereses de los accionistas minoritarios y la preservación de la españolidad de la compañía". 

Supermercado Dia
El expresidente de la ONCE se suma a la búsqueda del 'caballero blanco' para Dia / EP. 

La posibilidad de que aparezca un 'caballero blanco' en Dia que plante batalla a la opa de 0,67 euros por acción lanzada por el magnate ruso Mikhail Fridman. Por el momento, los posibles interesados que han trascendido serían Carrefour, Lidl y la portuguesa Sonae; a los que se podrían incorporar otros nombres debido a que numerosos inversores se han aliado, incluso han creado una acción concertada (agrupación de acciones que les permite ser accionista significativo al superar el 3% del capital), para la búsqueda de otros posibles compradores. 

El último en incorporarse a la búsqueda del 'caballero blanco' ha sido Miguel Durán, empresario y expresidente de la ONCE, tal y como ha comunicado la Asociación de Accionistas Defensores de Dia (AADD), que busca defender los intereses de los accionistas minoritarios, trabajadores y proveedores de la cadena de supermercados. El objetivo, por tanto, es garantizar la viabilidad de la empresa como una multinacional española y mantener los más de 70.000 puestos de trabajo directos e indirectos que genera actualmente.

Miguel Durán y personas de su círculo más cercano se han sumado a las conversaciones que mantiene la asociación con el objetivo de facilitar la entrada de uno o varios 'caballeros blancos' en el capital de la compañía. Por tanto, se encontrarán con la oposición del magnate ruso, que podría verse abocado a incrementar el precio de su oferta, algo que demandan los inversores. 

El empresario velará por "defender los intereses de los accionistas minoritarios, la preservación de la españolidad de una compañía estratégica para nuestro país y el fomento de un proyecto empresarial solvente", tal y como señala el comunicado. También defenderá el "interés en devolver el valor real a la acción de la empresa, penalizado severamente por los movimientos especulativos realizados por los fondos especulativos en los últimos tiempos". 

El precio ofrecido por el magnate ruso es, sin duda, perjudicial para los intereses de los accionistas minoritarios. La asociación defiende que debería estar mucho más cercano al precio de su colocación en Bolsa por Carrefour a los accionistas españoles en 2011 (3,50 euros). No obstante, entienden además que el precio "debería ser al menos de 2 euros, lo que ya supondría un 43% de descuento sobre el valor de su salida al parqué". 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios