Declarará el 16 de septiembre

Fridman recurre su imputación en Zed y asegura que no tenía poder de decisión

Se le investiga por insolvencia punible, corrupción privada entre personas jurídicas o maquinación para alterar el precio de las cosas 

Fridman
Anticorrupción ha pedido la imputación de Fridman / EP

La defensa del magnate ruso Mikhail Fridman, actual dueño de la cadena de supermercados Dia, ha presentado un recurso por su imputación en el juicio sobre la quiebra de la empresa de servicios móviles avanzados Zed Wordlwide. En concreto, argumenta que tanto el informe de la Fiscalía Anticorrupción que sustenta su imputación, como el trabajo policial previo contienen afirmaciones "carentes de verosimilitud", dado que él no tenía poder de decisión en las sociedades que intervinieron en la insolvencia de la empresa española.

En concreto, Fridman está investigado por los delitos de insolvencia punible, corrupción privada entre personas jurídicas, maquinación para alterar el precio de las cosas y administración desleal a partir de un informe de Anticorrupción. Éste lo sitúa como responsable último de una serie de decisiones que llevaron a la asfixia a la firma española. Este hecho permitió al magnate ruso hacerse con la compañía a un precio "irrisorio", causando un perjuicio al accionariado español de la misma. Fridman ya ha sido citado a declarar el próximo 16 de septiembre.

El escrito de su defensa, al que ha tenido acceso Europa Press, sostiene que la imputación "se basa en una serie de inferencias extraordinariamente abiertas e indeterminadas contenidas en los informes de las fuerzas actuantes, que tanto podrían dar lugar a las hipótesis o conjeturas que plantea como a otras de índole radicalmente diversa".

En este sentido, la defensa sostiene que ni el auto de imputación ni el informe de Anticorrupción "citan de forma expresa una sola acción u omisión" de Fridman, a quien sitúa como mero accionista sin poder de decisión ni en las operaciones comerciales de Vimpelcom/Veon (que suscribió contratos con ZedWW y los rescindió sin mediar incumplimiento), ni en el papel de Amsterdam Trade Bank (ATB), la entidad parte del Consorcio Alfa ABH Holdings y Alfa Bank Rusia que ejecutó el préstamo de la mercantil española.

Sobre la primera, recuerda los correos electrónicos que ya aportó en noviembre de 2017 a la Fiscalía Anticorrupción en los que el presidente del Consejo de Supervisión de Vimpelcom entre abril de 2010 y julio de 2017 manifestó "repetidamente al Señor Javier Pérez Dolset (CEO de ZedWW) que ni Fridman ni L1 Technology (su vehículo de inversión) tenían relación con la actuación con Vimpelcom/Veon incluida su relación con Zed+". "Nunca ha tenido ni tiene el control operativo sobre ninguna entidad de LetterOne, Veon o Amsterdam Trade Bank, ni el señor Fridman ni ninguno de los ejecutivos o directores de empresas de LetterOne tienen la capacidad de dictar decisiones operativas con respecto a la estrategia comercial de Veon", argumenta la defensa.

El accionista del accionista del accionista

En cuanto a la entidad financiera, añade que "al igual que con L1 Group y Veon, Fridman no ejerce control operativo sobre ATB ni desempeña ningún papel o cargo" en la entidad, pues si bien "tiene efectivamente puestos en el Consorcio Alfa ABH Holdings y Alfa Bank Rusia, del cual ATB es parte, nunca ha tenido derechos de voto ni poder de ejercer control operativo" sobre esa entidad, "miembro minoritario del préstamo sindicado concedido a Zed+".

"Resulta estructuralmente imposible que un accionista de un accionista de un accionista de un miembro minoritario de un préstamo sindicado imponga su voluntad y esa realidad jurídica y material no se puede desconocer ni soslayar mediante la apodística y voluntarista afirmación de que el Señor Fridman 'tenía el poder'", concluye.

Para la defensa, en todo caso, ninguna de las conductas que se describen en el escrito de Anticorrupción o el informe policial previo se ajustan a los tipos penales descritos y en última instancia, cuestiona que tuvieran competencia los tribunales españoles sobre decisiones empresariales adoptadas en terceros países.

Solicita que se suspenda la citación como investigado de Fridman prevista para el 16 de septiembre y se practiquen diligencias tendentes a recabar de Veon y ATB documentación acreditativa de que Fridman no ostentó el cargo de administrador, así como explicación detallada de las razones por las que la primera rescindió los contratos con el Grupo Tema y el consorcio del que formaba parte la segunda ejecutó las garantías del préstamo a Zed+.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios