Máximos de casi dos años

El Ibex supera los 10.000 puntos gracias a los nuevos estímulos del Banco de China

Las bolsas europeas suben con la perspectiva de un impacto temporal del coronavirus y nuevas rondas de estímulos de los bancos centrales.

El Ibex roza los 10.000 puntos gracias a los estímulos del Banco de China
El Ibex roza los 10.000 puntos gracias a los estímulos del Banco de China / Pixabay

Con Wall Street cerrado hoy por la celebración del Día del Presidente en Estados Unidos y la fuerte subida registrada en las bolsas chinas tras la actuación del Banco Central del país para tratar de minimizar el impacto del coronavirus a la economía, los principales índices europeos arrancan sesión al alza, con movimientos contenidos. El Ibex 35 ha logrado cerrar por encima de los 10.000 puntos por primera vez desde mayo de 2018 con un avance del 0,65%, hasta los 10.022 puntos.

Además, el Banco Popular de China (BPC) ha recortado en 10 puntos básicos el tipo de interés aplicado en su facilidad de préstamo con vencimiento a un año, que pasará así a situarse en el 3,15% desde el anterior 3,25%, lo que implica el menor coste de financiación a medio plazo desde 2017 como medida de apoyo a las entidades chinas en un contexto marcado por la crisis abierta por la epidemia del coronavirus.

Entre los valores más alcistas se sitúan ACS, el gigante de los componentes Cie Automotive o Mediaset.  Telefónica se convirtió en uno de los valores que más empujó con un alza del 2,18%, que ayuda a reducir las minusvalías que acumulan sus principales accionistas. Iberdrola volvió a dar muestras su fortaleza con un alza del 1,89%, mientras que Endesa subió el 1,43% y Ferrovial, otro de los pesos pesados, un 1,2%. 

En este escenario, el selectivo español ha roto con la barrera de los 10.000 enteros, con  Ence (+2,12%), Bankia (+1,57%), Acerinox (+1,14%), Sabadell (+1,1%) y Naturgy (+1,09%) subiendo más de un 1%. Por el contrario, en el terreno negativo han destacado las caídas de Colonial (-1,29%), Mapfre (-1,28%), Repsol (-0,99%), Meliá (-0,6%) y Enagás (-0,47%). Las principales plazas europeas también han presentado avances en la jornada, del 0,35% en Londres, del 0,31% en París, del 0,29% en Fráncfort y del 0,92% en Milán.

El precio del barril de petróleo de calidad Brent, referencia para el Viejo Continente, se situaba en 57,21 dólares, mientras que el Texas se colocaba en los 52,05 dólares. La prima de riesgo española se mantenía en 69 puntos básicos, con el interés exigido al bono a diez años en el 0,284%, mientras que la cotización del euro frente al dólar seguía en el entorno de los 1,0835 'billetes verdes'.

Lo cierto es que, pese a los mensajes de tranquilidad que están intentando transmitir las autoridades chinas, la propagación del virus parece lejos de quedar controlada y cada vez hay más dudas sobre el verdadero alcance de la epidemia. "Así, y hasta que no se demuestre fehacientemente que ésta comienza a remitir, el riesgo de un mayor impacto en la economía china y en la global seguirá aumentando, algo que, tarde o temprano, terminará por tensionar nuevamente los mercados bursátiles mundiales, por lo que seguimos recomendando actuar con prudencia y cubrir parte de las carteras o reducir ligeramente nuestra exposición a los activos de mayor riesgo", apunta Juan J. Fernández-Figares, director de análisis de la sociedad de valores Link Securities.

Esas dudas que permanecen en la retina de los inversores mantienen estancado el precio del petróleo, sobre todo después de que el Fondo Monetario Internacional haya advertido de que el coronavirus tendrá efecto en la economía global (a la que restará entre una y dos décimas). Los futuros del Brent para entrega en abril, referencia en Europa, cotizan en 57,34 dólares; mientras que los del crudo ligero West Texas se mantienen en el entorno de los 52,39 dólares.

A su llegada a la reunión, el presidente del Eurogrupo, Mario Centeno, ha asegurado que el impacto económico del coronavirus será "temporal" y los gobiernos europeos deben estar "preocupados" por ello, pero también ha pedido fijarse en las perspectivas económicas a largo plazo, que "van bien por el momento". La semana también ha arrancado con el dato del PIB japonés del cuarto trimestre, que ha registrado su mayor caída anualizada en este periodo, un 6,3%, como consecuencia de la subida del IVA el pasado mes de octubre y lastrada por el efecto de los tifones y el frenazo de la demanda mundial por la ralentización, según la primera estimación del dato publicada por el Gobierno japonés, que alimenta el temor a la entrada en recesión del país nipón a la espera del potencial impacto del coronavirus en el arranque de 2020.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING